El equipo rojo vuelve con fuerza a la gama alta en tarjetas de video.
El equipo rojo vuelve con fuerza a la gama alta en tarjetas de video. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Pasaron años desde que Radeon de AMD tuvo una propuesta sólida en la gama alta. Vega 64 y Radeon VII eran interesantes en tareas de productividad, pero se quedaban cortas en los videojuegos frente a NVIDIA.

Este 2020 AMD logró posicionar la serie Ryzen 5000 como la más atractiva del mercado de los procesadores y las nuevas Radeon no logran este salto dramático, pero demuestran que la carrera está más pareja en las tarjetas gráficas para los entusiastas.

Arriba: RX Radeon 6800 XT. Abajo: RX Radeon 6800. Ambas tarjetas miden 26.7 centímetros de largo.
Arriba: RX Radeon 6800 XT. Abajo: RX Radeon 6800. Ambas tarjetas miden 26.7 centímetros de largo. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Tanto las RX 6800 y RX 6800XT cuentan con 16Gb de memoria GDDR6, pero se diferencian en desempeño por diferencias en unidades de cómputo, aceleradores de rayos, entre otros factores.

Ambas demuestran que son dignas de la gama alta en 1440p y en particular la RX 6800XT se ve como la opción más lógica para quienes quieren jugar en 4K.

El desempeño de las dos tarjetas.
El desempeño de las dos tarjetas en juegos. | Fuente: NiusGeek

SAM, Rage Mode y más

Dos tecnologías que AMD ha promocionado son Smart Memory Acess (SAM) y Rage Mode.

La primera solo está disponible con procesadores Ryzen 5000 y con placas de serie 500. No es automática y se tiene que activar en la BIOS con la más reciente actualización. En nuestras pruebas, representó hasta un aumento del 10% de cuadros por segundo, pero en algunos juegos no marca diferencia.

Rage Mode no es un overclock, sino un perfil más generoso con la tarjeta. Al igual que SAM, no marca una gran diferencia. Este solo está disponible desde la RX 6800XT y se activa desde el software Radeon.

Esta generación de tarjetas Radeon incorpora un puerto USB, ideal para accesorios de realidad virtual.
Esta generación de tarjetas Radeon incorpora un puerto USB, ideal para accesorios de realidad virtual. | Fuente: NiusGeek | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

AMD también integra tecnologías para mejora de imagen y experiencia como Microsoft DXR 1.1, AMD Fidelity FX Ambient Occlusion y AMD FidelityFX Denoiser, aunque dependerán de los desarrolladores. Entre los juegos que llegarán pronto con soporte a estas tecnologías están Godfall, Dirt 5, The Riftbreaker, World of Warcraft: Shadowlands y Far Cry 6.

Ray Tracing

Tal vez el punto flaco de la primera generación de tarjetas Radeon con esta tecnología. Activar Ray Tracing puede reducir drásticamente los cuadros por segundo. Y AMD no cuenta, hasta el momento, con una alternativa como DLSS de NVIDIA que “parcha” la diferencia.

Radeon RX 6800 XT referencial. Probablemente la verás más con modelos de socios de AMD.
Radeon RX 6800 XT referencial. Probablemente la verás más con modelos de socios de AMD. | Fuente: NiusGeek | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

A la vez, la optimización de los juegos mejora la experiencia en ray tracing. Probando la beta de Dirt 5 con ray tracing que AMD nos alcanzó, vemos el potencial. Otra vez, dependemos de drivers y actualizaciones de los desarrolladores.

Como lo indicamos, el hardware está ahí para ser aprovechado. Cada unidad de cómputo tiene un acelerador de rayos.

Conclusión

La RX 6800 está destinada a competir con la RTX 3070, pero a un precio un poco mayor, esta tarjeta gráfica ofrece una gran experiencia en 1440p y es competente en 4K. Recordemos, no todos los juegos están tan bien optimizados como Doom Eternal.

Con la RX 6800XT, tenemos más potencia en una tarjeta gráfica naturalmente más grande y representa una mejor experiencia en 4K. Esta es más barata que la RTX 3080 y no se queda atrás en performance.

AMD compite de codo a codo con NVIDIA, pero el equipo verde tiene aún algunas ventajas. Si eres streamer o creas contenido, NVENC hasta ahora no tiene paralelo. A la vez, el ray tracing en primera generación cumple, pero parece que necesitará una siguiente versión y bastante optimización para lograr su potencial.

Pero no nos imaginábamos este escenario cuando vimos la serie RX 5000 o la Radeon VII el año pasado. AMD ha situado a Radeon como una opción válida y atractiva a la hora de elegir una tarjeta gráfica de gama alta y eso ya es bastante en tan solo un año.

A la izquierda: Radeon RX 6800. Derecha: Raderon 6800XT.
A la izquierda: Radeon RX 6800. Derecha: Raderon 6800XT. | Fuente: NiusGeek | Fotógrafo: Alberto Nishiyama

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.

Sepa más: