La penetración de los videojuegos y las aplicaciones móviles es irreversible. | Fuente: AFP

La industria de los videojuegos es un negocio millonario. Solo en 2018, las ganancias de las empresas de este rubro rondaron los 135 mil millones de dólares, de los cuales el segmento que más éxito tuvo fue el de los videojuegos móviles (para smartphones y tabletas).

Según datos de Gamesindustry.biz, los videojuegos móviles recaudaron el año pasado 63 mil millones de dólares, un 47 % del total de las ganancias de la industria, frente a 38 mil millones (28%) de los títulos para consolas -PlayStation 4, Xbox One, Nintendo Switch, etc.- y 33 mil millones (25%) de los videojuegos de PC.

¿A qué se debe ese éxito? Para Phillip Chu Joy, jefe editorial de TEC.com.pe, las principales razones del éxito de los videojuegos móviles son su disponibilidad y accesibilidad. “La mayoría de los juegos móviles son fáciles de entender, se pueden disfrutar en periodos de tiempo mucho más cortos y se pueden descargar de forma gratuita”, dijo a RPP Noticias.

El experto resaltó la gran diferencia que existe entre smartphones y consolas de videojuegos en el mercado: 2,500 millones de celulares versus 500 millones de consolas caseras, aproximadamente. “Es mucho más probable que tus amigos y familiares tengan acceso a un juego móvil que a uno de PC o PlayStation, lo cual explica lo rápido que se pudo viralizar Pokémon GO y lograr más de 800 millones de descargas. Era simplemente cuestión de recomendarlo, descargarlo y jugarlo”.

Al respecto, Jesús Veliz, editor de Tecnología de RPP Noticias, apuntó que el éxito de los videojuegos móviles está en “la oportunidad de encajar en una rutina”. “A través de las redes sociales, te enteras de que hay un nuevo trend en el tema de videojuegos, en el que todo el mundo empieza a publicar resultados. Ves una tendencia en tu propio universo de contactos y dices ‘yo también quiero esto’, y empiezas a jugar”, remarcó.

Pokémon GO se convirtió en un auténtico fenómeno de masas, alcanzando más de 800 millones de descargas. | Fuente: AFP

El periodista advirtió que el fácil acceso a estos videojuegos, la gran mayoría disponibles a costo cero, acarrea diversos riesgos, en especial para usuarios no capacitados.

“Por querer más vidas gratis o armas gratis, comenzamos a buscar recursos en Google que no necesariamente son seguros, y empezamos a infectar nuestro dispositivo. Acá el tema va por un comportamiento del usuario. ¿Podemos cortar eso? No. Es una naturaleza del usuario buscar beneficio con el menor dinero posible”, destacó.

Teniendo en cuenta que la mayoría de los videojuegos móviles está disponible para descarga gratuita, cabe preguntarse cómo generan ingresos. El subgerente de Playwith Latin America, Carlos Andrés Ramírez, apuntó que estas empresas tienen principalmente dos alternativas.

“Están los free-to-play, en los que, si perdiste y quieres más vidas, tienes que recargar (pagar). También está el tema de publicidad dentro del juego, ver un video o un banner dentro del videojuego”, comentó a RPP Noticias el portavoz de la empresa.

Ramírez advirtió que el modelo de publicidad puede ser perjudicial para las compañías, ya que el abuso de publicidad invasiva puede terminar alejando a los usuarios. “Estás en pleno hype del juego y te sueltan un anuncio”, se quejó.

Las tendencias del mercado

Si bien la tendencia de la industria de los videojuegos móviles apunta hacia los títulos casuales, con una marcada inclinación hacia los free-to-play, el problema para las desarrolladoras es conseguir un título que destaque del resto.

“Hay literalmente millones de opciones disponibles y docenas de nuevos títulos que se agregan a las tiendas de aplicaciones todos los días. El problema es que ahora es extremadamente difícil destacar o aparecer en el ranking de los más populares”, comentó al respecto Phillip Chu Joy.

“Esto también ha generado una sobresaturación de juegos mediocres, que pueden entretener por un corto tiempo, pero que su retención de usuarios es tan baja que como estrellas fugaces”, remarcó el presentador de TV.

Jesús Veliz detalló que las tendencias del mercado de videojuegos móviles dependen de la región. Por ejemplo, mercados como el asiático -explicó- apuestan más por títulos especializados y exigentes técnicamente porque los usuarios así lo piden.

Carlos Andrés Ramírez, subgerente de Playwith Latin America, en los estudios de RPP Noticias. | Fuente: RPP

“Acá no necesitamos un teléfono muy fuerte para juegos casuales. Sin embargo, en Taiwán, en China, en esas regiones, los teléfonos para gaming son muy populares, porque la gente los juega en los trenes, en los vuelos, en los tiempos muertos. Quieren jugar y necesitan un equipo potente para hacerlo. La dinámica de aplicaciones que no llegan a este lado del mundo es mucho mayor”, comentó.

Carlos Andrés Ramírez coincidió en la división de tendencias por regiones, resaltando que la tasa de hardcore gamers en Asia, “que representa el 50 % de la industria de los videojuegos”, es mucho más alta.

Sin embargo, el portavoz de Playwith Latin America mencionó que actualmente hay una nueva tendencia mundial en la industria: los videojuegos hipercausales. Según él, estos títulos tienen una jugabilidad accesible y no exigen conexión a internet para jugarlos.

“En Latinoamérica, tienen más impacto por la infraestructura. Tenemos buena penetración de smartphones, pero no todos lo tienen al tope. (Los juegos hipercasuales) corren en cualquier dispositivo”, mencionó.

Pese a ello, según un estudio realizado por Playwith Latin America entre 400 empresas de la región, solo un 5 % apostará por estos títulos hipercasuales durante el 2019.

“He conocido a muchos desarrolladores indies en Latinoamérica y no termino de sorprenderme del talento que tenemos y del apoyo de toda la comunidad con el que contamos. Sin embargo, estamos en nuestra cancha, con la barra, el árbitro y el marcador a nuestro favor, pero aun así las empresas extranjeras nos siguen goleando”, reflexionó.



¿Qué opinas?