Esta ciudad está situada a solo 45 minutos en tren desde Zurich. | Fuente: Flickr

Lucerna está ubicada justo al centro de Suiza, en la ribera del lago de los Cuatro Cantones. Su clima es oceánico y sus meses más calurosos son junio, julio y agosto. El resto del año, los días lluviosos son comunes. Se sabe que entre 1961 y 1990, Lucerna tuvo un promedio de 138,1 días de lluvia al año.

De acuerdo con los lectores de Conde Nast Traveler, esta ciudad es una de las mejores de Europa, después de Florencia, la capital Toscana ubicada al norte de Italia. ¿Qué tiene Lucerna que llama la atención a tantos viajeros? Descúbrela a través de estas 10 fotografías y escógela como destino si haces un viaje a lo largo del continente europeo.

KAPELLBRÜCKE, EL PUENTE DE LA CAPILLA

Este puente de madera, que data del siglo XIV, es el más antiguo de Europa con estas características. Atraviesa el río Reuss en diagonal y posee, en su interior, pinturas en el techo, que representan escenas de la historia de Lucerna y Zurich.

Este puente medieval sufrió un devastador incendio en la noche del 17 de agosto de 1993, que destruyó gran parte de su estructura. | Fuente: (C)2010 Jonathan Khee, all rights reserved | Fotógrafo: Jonathan Khee
Este puente es uno de los más fotografiados por los turistas en Suiza. | Fuente: Flickr

EL LAGO DE LOS CUATRO CANTONES

Muchos aseguran que el lago de Lucerna ofrece los mejores atardeceres de Suiza. Puedes recorrer parte de sus 100 kilómetros cuadrados durante la hora de almuerzo, pues existen barcos a motor en donde se ofrecen deliciosos platillos que podrás disfrutar con la mejor compañía.  

Su nombre proviene de los cuatro cantones suizos, Uri, Schwyx, Unterwalden y Unterwalden. | Fuente: Flickr
Este río fluye desde la ciudad de Lucerna hasta Flüelen. | Fuente: Flickr

MONUMENTO AL LEÓN MORIBUNDO

Esculpido a principios del siglo XIX, el León de la Lucerna es una estatua conmemorativa, que consiste en un relieve de piedra excavado en una pared de roca que pertenecía a una cantera de piedra arenisca. El león, de diez metros de longitud, yace moribundo sobre un escudo con el emblema de Luis XVI, el rey francés que fue protegido por soldados, a quienes se les dedica el monumento.

El escritor Mark Twain dijo que esta estatua era “el trozo de toca más triste y conmovedor del mundo”. | Fuente: Flickr
Fue diseñado en 1819 por Bertel Thorvaldesn, un famoso escultor danés que vivió entre los siglos XVIII y XIX. | Fuente: Flickr

GLETSCHERGARTEN

En esta magnífica cueva, podrás ver las marcas que dejaron los glaciares sobre las rocas al deslizarse hace miles de años. Los científicos que la descubrieron accidentalmente en 1872 aseguran que llegó a ser, incluso, una playa tropical.

Esta milenaria cueva está ubicada justo al lado del monumento al león moribundo. | Fuente: Flickr
Si la visitas también podrás ingresar al museo, que cuenta con un espectáculo audiovisual para que los visitantes comprendan la historia de la evolución de la tierra. | Fuente: Flickr

MONTE PILATUS

El monte tiene la máxima altura de los Prealpes de Lucerna. Su cima más elevada alcanza los 2 132 m.s.n.m. y lo mejor es que puedes observarlo con una vista privilegiada desde su tren de cremallera. Es el más empinado del mundo, y tiene una pendiente máxima cercana al 48%.

Si eres de los que prefiere quedarse en tierra firme, existen varias rutas de senderismo, algunas de alta dificultad. | Fuente: Flickr
Algunas rutas de senderismo permiten el ascenso a pie hasta la cumbre del monte. | Fuente: Flickr
¿Qué opinas?