COVID-19 y enseñanza remota: La falta de recursos impide el acceso a educación de calidad
En el área rural, solo el 5,9% de hogares tiene Internet y el 7,5% posee computadora, según el INEI. | Fuente: Plan International

Debido a la pandemia por la COVID-19, el pasado 6 de abril empezó un año escolar diferente en el Perú: con el programa “Aprendo en Casa”, se daba inicio, por primera vez, a la educación a distancia para los escolares peruanos, con clases por Internet (web), radio y televisión.

La ONG Plan International informa que, aunque la finalidad de esta iniciativa es que la mayor cantidad de alumnos continúe su aprendizaje y no se atrase, no todos cuentan con las herramientas para acceder al contenido. Según datos del INEI de 2020, solo el 7 de cada 10 de los hogares peruanos cuenta con radio y, 8 de cada 10 con televisión.

Por otro lado, si hablamos de acceso a Internet y dispositivos, el 62,9 % de los hogares de Lima Metropolitana tiene Internet y el 52 % dispone por lo menos de una computadora. Lamentablemente, las cifras cambian drásticamente en el área rural, donde solo el 5,9% de hogares accede al servicio y el 7,5% posee computadora.

Estas diferencias marcan grandes brechas de desigualdad, impidiendo que muchas niñas, niños y adolescentes puedan educarse en tiempos de pandemia.

Las personas entrevistadas en el Análisis Rápido de Género de la Emergencia COVID –19, impulsado por esta organización internacional, comentan que siempre es complicado terminar la educación por el tema de los recursos económicos, pero ahora se hace más difícil por el tema de la conectividad digital.

La preocupación de las y los adolescentes peruanos

Muchas y muchos adolescentes están particularmente preocupados por la forma en que se ha manejado la educación este año. Plan International resalta que el mayor miedo de estos estudiantes es perder el año escolar y perjudicar el futuro que tenían planeado.

En el estudio realizado por la ONG, muchos coincidieron en que ahora tienen que “enseñarse a sí mismos” y “esforzarse por comprender las tareas”. Señalaron que “no tienen apoyo de sus padres” (quienes no saben cómo, pues algunos no han recibido educación formal) y no hay manera de que interactúen con sus profesores (al menos no a sus tiempos).

Hay que destacar que, aunque la página de “Aprendo en Casa” no consume megas, es necesario un acceso móvil para acceder a los materiales educativos. Datos de INEI subrayan que, en el área rural, el 74,3% de la población de 6 a años a más utiliza teléfono celular, mientras que en Lima Metropolitana el porcentaje llega a 84,9%. De hecho, este dispositivo es uno de los más usados para acceder a Internet, pero en nuestro país, aún posee limitaciones.

El estudio de Plan International resalta que el acceso a través de celulares implica ciertas dificultades como la necesidad de carga eléctrica y la obtención de paquetes de datos para sus operadores, los cuales pueden ser muy difíciles de conseguir en algunas comunidades, encareciendo su costo. Por esta razón, en muchas zonas rurales, las y los adolescentes reconocen el acceso a Internet como un gran privilegio.

Plan International ha producido y colaborado con la difusión de sesiones radiales para el programa Aprendo en Casa, alcanzando a más de 200 mil estudiantes en zonas rurales.
Plan International ha producido y colaborado con la difusión de sesiones radiales para el programa Aprendo en Casa, alcanzando a más de 200 mil estudiantes en zonas rurales. | Fuente: Plan International

Si hablamos específicamente de género, también existe una brecha que se agrava con la educación a distancia. Reportes de INEI de este año indican que el 63,4% de hombres hace uso de Internet, mientras que solo el 57,2% de las mujeres accede a este servicio, existiendo una brecha de género de 6,2 puntos porcentuales a favor de los hombres. Además, el uso de Internet para entablar redes de contacto es más crucial para las niñas y mujeres, sobre todo vinculado al tema de la violencia.

¿Cómo ayudar a que más niñas y niños puedan educarse?

Si estás interesado en ayudar, puedes sumarte a los esfuerzos de la ONG Plan International, que trabaja hace más de 25 años en el Perú en temas de derechos de la niñez e igualdad de las niñas, niños y adolescentes, empoderándolos y preparándolos para la vida, con el fin de reducir la pobreza, la desigualdad de género y la exclusión.

Como parte de su plan de respuesta ante la COVID-19 en el área de educación, Plan International ha producido y colaborado con la difusión de sesiones radiales para el programa Aprendo en Casa, con un alcance de más de 200 mil estudiantes en zonas rurales.

Mientras, en Loreto, se han instalado altoparlantes para difundir el programa educativo en 25 comunidades de difícil acceso, integrando a 1,600 niñas, niños y adolescentes no tenían acceso a la educación a distancia a la estrategia educativa nacional de Aprendo en Casa y, a la iniciativa regional Al Son del Manguaré.

Puedes sumarte a sus esfuerzos ingresando a www.planinternational.org.pe Con tu ayuda, las niñas, niños y adolescentes de América Latina y el Caribe, podrán educarse, informarse, empoderarse, hacer valer sus derechos y tener una nueva oportunidad.