IX Congreso Internacional de la Lengua Española se llevará a cabo en Arequipa y contará con 250 ponencias

El director de la Real Academia de la Lengua Española, Santiago Muñoz Machado, y el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, presentaron el evento que se realizará en marzo de 2023 y tendrá como invitados al Rey Felipe VI de España y al presidente Pedro Castillo.

IX Congreso Internacional de la Lengua Española
IX Congreso Internacional de la Lengua Española | Fuente: RPP

El director de la Real Academia de la Lengua Española, Santiago Muñoz Machado, y el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, presentaron el IX Congreso Internacional de la Lengua Española. El evento se llevará a cabo en la ciudad de Arequipa en marzo de 2023 y contará con la presencia del Rey Felipe VI de España y el presidente peruano Pedro Castillo.

"El congreso cuenta con un programa muy nutrido de intervenciones. Son 250 ponencias y mesas redondas para hablar de mestizaje e interculturalidad. Perú es un sitio extraordinario para hablar del tema porque aquí han convivido junto con la cultura española, las culturas originarias. Lo que queremos afrontar en el congreso es qué ha dado de sí esta convivencia plurisecular en el plano más amplio de la cultural", dijo Muñoz Machado en Enfoque de los Sábados.

"Tenemos la confirmación de ambas partes. Los reyes de España vendrán a Arequipa a inaugurar el congreso y también el presidente peruano lo hará. Seguramente también estarán presentes autoridades de otros países americanos como ha ocurrido en anteriores congresos", agregó.

En cuanto a la presencia del escritor peruano Mario Vargas Llosa, el director de la RAE comentó que espera contar con su presencia, aunque el congreso podría cruzarse con su ingreso a la Academia Francesa de la lengua.

"A don Mario lo veo todos los jueves en la Academia. Es un académico que frecuenta nuestras reuniones. Figura en el programa de la sesión introductoria. Nunca ha dicho que no vaya a venir. Me consta. No obstante, que tiene compromisos coetáneos que podrían dificultar su asistencia, como su ingreso en la Academia Francesa de la Lengua, que se producirá por aquella fecha", precisó.

"Cuando las palabras forman parte de la comunidad es que la RAE debe incluirlas"

Por su parte, Luis García Montero comentó el proceso por el que pasan las palabras dentro del español para posteriormente ser recogidar por la Academia y ser incluídas en el diccionario.

"El español, el castellano se ha formado y enriquecido por la convivencia con otras lenguas. Pasó con el euskera, pasó con el árabe y, después desde luego con muchas lenguas indígenas. Los hablantes son los dueños del idioma y van buscando en las palabras maneras de relacionarse con la vida, de nombrar la realidad. Cuando entra una palabra puede ser una novedad de poca vida que desaparezca después de la sorpresa, pero hay otras palabras que a lo largo de la historia se han sedimentado en el lenguaje. Cuando ya forman parte de la lengua de la comunidad es cuando la Real Academia Española en colaboración con otras Academias de la Lengua Española deciden que deben incluirlas en el diccionario de la lengua para dar testimonio de cuál es el uso que se da de esa palabra a veces en toda la comunidad y a veces en una parte geográfica de nuestro idioma", aseveró.

El también poeta se pronunció sobre la posición del español frente a las identidades cerradas y precisó que las palabras sirven para defender a las identidades abiertas.

"Estamos viviendo un mundo que genera identidades cerradas, que se considera a lo otro como un enemigo. Santiago y yo hablábamos al venir a Arequipa que incluso hay filólogos estudiosos que han puesto en duda en el concepto de mestizaje porque dicen que se suele usar en contra de los indígenas. Bueno, el suprematismo siempre está ahí. Si leemos a José María Arguedas y a Ciro Alegría pues vemos que hay blancos muy puros que miran por encima del hombro a los mestizos y mestizos que miran por encima del hombro a los indígenas (...). Las palabras sirven para defender identidades abiertas frente a mundos cerrados", aseguró.

Lenguaje inclusivo

Con respecto al lenguaje inclusivo, Santiago Muñoz Machado reconoció que el género masculo ha cometido muchos abusos con respecto al femenino dentro de la lengua. Por tanto, lo que busca la RAE es adecuarlo para que el lenguaje sea más inclusivo.

"Se ha cometido a lo largo de la historia bastantes abusos del masculino. Nuestro propio diccionario estaba innecesariamente lleno de definiciones en masculino. Cuando designábamos, por ejemplo, profesiones u oficios todas las definiciones empiezan por ´hombre que...´. Todo eso es innecesario porque profesiones que eran propias de los hombres ya no lo son tanto y son de ambos sexos igualmente. Hemos revisado todo lo revisable para adecuarlo y hacer más inclusivo ese lenguaje. Me parece que hay un fondo importante para hacer más presente en el lenguaje al género femenino", mencionó.

Sin embargo, marcó distancia con los abusos del lenguaje; es decir, con quienes pretenden dentro de las oraciones nominar tanto al masculino como al femenino, generando lo que consideró un "desdoblamiento continuo", ya que no es una forma habitual del habla de los hispanohablantes y lo que hace la Academia es recoger las maneras en cómo las personas se expresan en general.

"Estamos en contra, sin embargo, de los abusos del lenguaje inclusivo en el aspecto que implica un desdoblamiento continuo de las expresiones. Votamos en primer lugar por la constatación de que así no se habla. Nosotros recogemos el lenguaje común de los ciudadanos y los ciudadanos no hablan desdoblando continuamente en cualquier conversación. Se aplica para el lenguaje una economía y se cuida de la belleza que implica ese tipo de recorridos tan largos, tan penosos y tan feos, en definitiva. Comprendemos que esas formas es una manera de llamar la atención sobre la discriminación de la mujer y en ese sentido nada tenemos que decir y aplaudimos el empleo de cualquier recurso que llame la atención de aquella realidad. Somos notarios o testigos de cómo se habla. Recogemos las formas habituales del común de los hispanohablantes. Si algún día hay que utilizar variantes que hagan más común ese tipo de desdoblamiento, no tenemos problemas en incorporarlo. Pero por ahora muchas pretensiones del lenguaje inclusivo no forman parte del lenguaje común de los hispanohablantes", finalizó.