China y EEUU se acercan en el terreno económico

El viceprimer ministro chino Wang Qishan expresó el compromiso de su país con una mayor apertura comercial y de inversiones.
Foto: AFP

China y EE.UU. acercaron posiciones en el terreno económico durante la nueva ronda de Diálogo Estratégico y Económico que concluyó hoy y en la que Washington alabó los "cambios prometedores" que se observan en Pekín.

"Vemos cambios muy prometedores en la dirección de la política económica china", dijo hoy el secretario del Tesoro de EE.UU., Timothy Geithner, durante la clausura de la tercera ronda de diálogo.

Por su parte, el viceprimer ministro chino Wang Qishan expresó el compromiso de su país con una mayor apertura comercial y de inversiones.

Wang indicó al final del encuentro de dos días en la capital estadounidense que las dos mayores economías mundiales reforzarán la cooperación en los derechos de propiedad intelectual, negociación de tratados de inversión bilaterales, seguridad alimentaria y calidad de productos.

El alto funcionario aseguró que su país persigue también "impulsar las reformas de la estructura económica global y construir gradualmente un orden económico justo y razonable".

Durante el encuentro, China se comprometió a dejar de exigir que las empresas que quieran acceder a licitaciones gubernamentales utilicen tecnología local.

"Esto es importante por supuesto para permitir que la tecnología estadounidense, que las firmas estadounidenses, pueden competir en igualdad de condiciones por oportunidades de negocios en China", afirmó hoy Geithner.

Por lo demás, el titular del Tesoro volvió a insistir en la necesidad de que China permita que su divisa, el yuan, "se aprecie más rápidamente y más ampliamente frente a las divisas de todos sus socios comerciales".

Geithner dijo que un yuan más fuerte permitirá a China luchar contra la inflación y facilitará su transición de una economía basada fundamentalmente en las exportaciones a otra con un mayor protagonismo de la demanda doméstica.

Valoró positivamente el que el yuan se haya apreciado un 5 % desde junio pasado y que el ritmo de apreciación anual sea de alrededor del 10 % cuando se tiene en cuenta la inflación.

Recordó, por lo demás, que los lazos entre ambos países son cada vez más estrechos y mencionó, en ese sentido, que las exportaciones estadounidenses hacia China aumentaron un 50 % más rápido el año pasado que hacia el resto del mundo.

Estados Unidos exportó bienes y servicios a China el año pasado por valor de 110.000 millones de dólares.

Durante las conversaciones que tuvieron lugar en Washington, China confirmó también sus planes de ofrecer 20.000 becas a estudiantes estadounidenses durante los próximos cuatro años.

El acercamiento en materia económica contrarrestó con las discrepancias sobre la situación de los derechos humanos en el país asiático, que según la secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, es sencillamente "deplorable".

La jefa de la diplomacia estadounidense aseguró hoy en la jornada de clausura del evento que las dos mayores economías mundiales abordaron todo tipo de temas, incluso los más espinosos, "como los derechos humanos". EFE