EFE

Cerca de cuarenta personas murieron este viernes, entre ellas, veinte supuestos yihadistas y diez soldados, en enfrentamientos y ataques en la ciudad de Mosul, en el norte de Irak, escenario de una escalada de la violencia desde el jueves.

Una fuente de seguridad informó a Efe de que los combates se prolongaron varias horas en barrios del oeste de la ciudad, pero que las fuerzas de seguridad lograron expulsar de la zona a los milicianos del yihadista Estado Islámico de Irak y del Levante (EIIL).

En estos barrios -17 de Julio, Al Eslah al Zerai y Al Tanak- perecieron los veinte extremistas y cuatro policías, mientras que otros quince agentes resultaron heridos.

Los diez soldados fallecieron en un ataque de un grupo de hombres armados vestidos con uniforme militar a unos almacenes de munición en la zona de Al Gazalani, en el sur de Mosul.

Además, el impacto de varios proyectiles de mortero de origen desconocido causó la muerte a cinco civiles en el oeste de la urbe.

Estos sucesos se registran después de que ayer el ejército iraquí matara a 40 yihadistas del EIIL en bombardeos aéreos y combates librados en la zona de Ain al Yahsh, 60 kilómetros al sur de Mosul.

En la jornada de ayer, los miembros del EIIL lanzaron una ofensiva en la provincia de Salahedín y llegaron a controlar seis barrios de la ciudad de Samarra, de los que fueron después expulsados.

En Samarra, unos 120 kilómetros al norte de Bagdad, una fuente de seguridad local señaló que seis personas fueron asesinadas hoy en un puesto de control en el centro de la ciudad por desconocidos que vestían el uniforme de las fuerzas especiales.

Además, cuatro civiles resultaron heridos por disparos de las fuerzas de seguridad al no cumplir con el toque de queda impuesto tras la ola de violencia de la víspera.

El origen del EIIL es el llamado Estado Islámico de Irak, una alianza de organizaciones radicales nacida bajo el paraguas de Al Qaeda en territorio iraquí en octubre de 2006 durante la ocupación estadounidense.

En abril de 2013, el Estado Islámico de Irak añadió a su nombre "y del Levante" y anunció que comenzaba a operar también en Siria, mientras que en Irak su lucha estaba hasta ahora centrada en su feudo de la provincia occidental de Al Anbar. EFE

EFE