CORONAVIRUS COVID-19
En el interior, un trabajador de la salud, que lleva una blusa azul y una mascarilla, desliza sus manos en largos guantes de goma negros a través de dos ventanillas selladas. | Fuente: AFP

Una cabina gris y azul atrae las miradas de algunos transeúntes en Tel Aviv. Creada por una de las cajas de seguro médico israelíes, permite a personas potencialmente portadoras del nuevo coronavirus hacerse la prueba, en plena calle. 

En el interior, un trabajador de la salud, que lleva una blusa azul y una mascarilla, desliza sus manos en largos guantes de goma negros a través de dos ventanillas selladas y le introduce un hisopo en la boca y la nariz a la persona que está al otro lado del vidrio, quien poco antes le mostró su documento de identidad.  

CORONAVIRUS COVID-19
El hisopo se coloca en un tubo y en una nevera que se transportará a un laboratorio donde se analizará la muestra. | Fuente: AFP

A continuación, el hisopo se coloca en un tubo y en una nevera que se transportará a un laboratorio donde se analizará la muestra, explicó Michael Attal, a cargo de este proyecto de la caja de seguro médico Maccabi.

Dirigido a los contribuyentes, este proyecto les permite, si tienen síntomas del virus y tras haber obtenido una orden de su médico, evitar trasladarse hasta un centro de salud y hacerse la prueba rápidamente. 

La prueba toma menos de dos minutos y el resultado es notificado durante la jornada o al día siguiente. Las autoridades israelíes han reportado más de 12.500 casos de contagios por el nuevo coronavirus, de ellos 140 decesos.

La prueba toma menos de dos minutos y el resultado es notificado durante la jornada o al día siguiente.
La prueba toma menos de dos minutos y el resultado es notificado durante la jornada o al día siguiente. | Fuente: AFP

Para luchar contra la propagación de la pandemia COVID-19, las autoridades ordenaron el confinamiento, cerró las escuelas, los lugares de culto y de entretenimiento, y prohibieron a los pobladores salir a más de 100 metros de su casa salvo para trabajar, si es necesario, o ir al supermercado, hospital o farmacia.

El proyecto está aún en fase experimental pero Maccabi desea instalar varias cabinas en Tel Aviv, ciudad costera donde tiene el mayor número de afiliados, para permitir a más personas hacerse la prueba, explicó Attal a la AFP. La ventaja de esta cabina 100% esterilizada es que "las personas que se hicieron la prueba se van sin haber tocado nada", destacó.

(Con información de AFP)