Al inicio de su gobierno, las afirmaciones no confirmadas de Trump fueron sobre un tema poco relevante como la cantidad de gente que fue a su inauguración, pero ahora se vinculan a temas más serios como un posible fraude electoral. | Fuente: Foto: AFP / Video: ABC

“Sean Spicer, nuestro secretario de prensa, dio hechos alternativos”. La principal consejera de Donald Trump, Kellyanne Conway, justificó así la versión no comprobada del Gobierno de EE.UU. sobre la cantidad de personas que fueron a la inauguración del nuevo presidente. Esta criticada frase revela un problema de fondo en el nuevo régimen republicano: el divorcio con la verificación de los hechos y con la precisión, un alejamiento (consciente o no) de la verdad. Así son los "hechos alternativos" o el derecho a "discrepar de los hechos".

Luego de la juramentación del nuevo presidente el pasado viernes, en las redes sociales y los medios estadounidenses comenzó a circular una imagen que compara la cantidad de gente que fue a la ceremonia de este año con la que fue a la de Barack Obama en el 2009. La foto no dejó dudas: el demócrata fue el ganador. Al día siguiente, Trump y su secretario de prensa, en su primera aparición oficial en el rol, hablaron sobre el tema.

“Tuvimos un campo enorme lleno de personas, repleto, ustedes lo vieron. Hoy puse un canal y mostraron un campo vacío”, declaró tras una reunión con la CIA. Sin citar cifras oficiales y sin pruebas fotográficas, dijo que vio a “un millón o un millón y medio de personas”. Poco después, su portavoz djo que “no hay cifras oficiales (de cuántos fueron) porque el Servicio Nacional de Parques no las dio”. En la misma conferencia, sin embargo, también afirmó que la de Trump “fue la mayor audiencia que presenció una inauguración presidencial en toda la historia. Punto final”.

Sean Spicer, portavoz del gobierno de Trump, dijo que la audiencia de la inauguración de Trump fue "la más grande de la historia". Reuters, que difundió esta comparación entre la cantidad de gente que convocaron Trump (izquierda) y Obama (derecha), negó que la imagen haya sido manipulada. | Fuente: Foto: Reuters / Video: CNN

El gobierno contra la prensa.  Spicer denunció que se compartieron “números imprecisos” sobre la cantidad de gente y que las fotografías fueron “enmarcadas intencionalmente para minimizar el enorme apoyo” que recibió el republicano. Todo en la misma conferencia en la que explicó que no hay números oficiales sobre la asistencia. Pero sí las hay, algunas. El servicio de trenes de Washington informó que la cantidad de personas que usaron el metro ese día fue el más bajo en al menos tres inauguraciones presidenciales: solo 193,000 hasta las 11:00 a.m. Reuters, que publicó la comparación original, explicó que la foto de Trump fue tomada a las 12:01 p.m. del 20 enero de 2017. La de Obama fue a las 12:07 p.m. del mismo día, pero en el 2009. No hubo manipulación.

Consultada en una entrevista con NBC sobre por qué el vocero de la Casa Blanca dijo una mentira, principalmente por ello de “ la mayor audiencia en toda la historia”, Kellyanne Conway pronunció la ya famosa frase: tras asegurar que la prensa mentía y demoraba en corregirse, dijo que Spicer solo dio “hechos alternativos”. #AlternativeFacts se volvió tendencia en Twitter, fue comparado con el “neolenguaje” del régimen totalitario en la novela distópica 1984 de George Orwell e hizo que este libro aumente sus ventas.

El lunes, tras las críticas por la versión de los “hechos alternativos”, Spicer fue más amable con la prensa. “Si creemos que algo es la verdad y tenemos la información, vamos a informar. Si cometemos un error lo corregiremos”. Pero también dijo que la Casa Blanca se reserva el derecho a “discrepar con los hechos”. La nueva discrepancia con los hechos tardó dos días. Según la CNN y el Washington Post, Trump dijo en una reunión con los líderes del Congreso -sin pruebas- que entre 3 y 5 millones votaron ilegalmente por Hillary Clinton y que por eso perdió ante ella en el voto popular. Ya lo había dicho cuando era presidente electo, pero ahora que está en funciones, su afirmación cobra una nueva dimensión.

La polémica Kellyanne Conway fue la autora de la frase "verdades alternativas". Hoy consejera presidencial, es la principal defensora de Trump antela prensa, fue la encargada de manejar su campaña presidencial y la primera en responder ante las polémicas del republicano durante esta. | Fuente: Foto: AFP / Video: NBC

Investigación anunciada. Paul Ryan, aliado del presidente y líder de los republicanos en el Congreso, declaró que “no ha visto ninguna evidencia” sobre un fraude. Pero Trump insiste en su versión no comprobada y anunció este miércoles en Twitter que ordenará una “gran investigación” al respecto. A partir de esta y “dependiendo de los resultados”, fortalecerá el sistema electoral. En una entrevista con David Muir de ABC difundida el mismo día, el presidente de los Estados Unidos protagonizó este intercambio al explicar por qué cree que hubo un fraude.

- Trump: Hay gente que está registrada y que está muerta, que es ilegal o que está registrada en dos estados y votaron dos veces. Hubo millones de votos así, en mi opinión, y voy a hacer una investigación.

- ABC: Pero ahora usted es el presidente, cuando afirma algo...

- Trump: Por supuesto y quiero que el proceso de votación sea legítimo.

- ABC: Cuando dice que “en su opinión” hubo millones votos ilegales, eso es algo extremadamente fundamental para que funcione nuestra democracia. Dice que va a lanzar una investigación…

- Trump: Seguro, ya está hecho.

- ABC: Pero lo que ha presentado hasta ahora ha sido desmentido. Ha sido llamado falso.

- Trump: No, mira lo que dice el reporte del Centro de Investigaciones Pew (centro que informa sobre problemas y tendencias alrededor del mundo).

- ABC: Llamé al autor del reporte Pew anoche y me dijo que no encontraron ninguna evidencia de fraude.

- Trump: ¿En serio? ¿Entonces por qué hizo el reporte? Entonces está mintiendo. Siempre digo que los reporteros hacen eso cuando te dicen algo que tú quieres oír pero que no lo tienen que oír millones.

- ABC: ¿Entonces ya hizo una investigación?

- Trump: Vamos a lanzar una investigación y la próxima vez… te diré algo: de esos votos (ilegales) ninguno viene para mí. Ninguno viene para mí. Todos serán para el otro lado. Ninguno viene para mí. Pero cuando miras a esa gente, hay muertos, ilegales y registrados en dos o tres lugares. Tenemos mucho que averiguar.

La tensa relación entre Trump y la prensa llega desde la campaña, en especial con medios como CNN, New York Times y Washington Post. | Fuente: Twitter @RealDonaldTrump
0 Comentarios
¿Qué opinas?