Laboratorio
El programa pondrá disposición de otros países laboratorios británicos y personal especializado, así como recursos académicos. | Fuente: AFP

Reino Unido ofrecerá su “experiencia y capacidades” a países de todo el mundo para ayudarlos a identificar nuevas variantes de la COVID-19, según adelantó el Gobierno británico.

El ministro de Sanidad, Matt Hancock, anunciará este martes la creación de una Plataforma de Reconocimiento de Nuevas Variantes que dependerá del sistema público de Inglaterra (PHE, en inglés) y colaborará con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Así lo anunció dicha cartera a través de un comunicado, en el que precisaron que el programa de colaboración pondrá a disposición de otros países laboratorios británicos y personal especializado, así como recursos académicos.

Indicaron que esta plataforma servirá para impulsar las capacidades globales en este ámbito a fin de que los servicios sanitarios estén mejor preparados.

Preocupación por nuevas variantes

El Ejecutivo británico subrayó en las últimas semanas su preocupación por la aparición de nuevas variantes, como las identificadas en Sudáfrica y Brasil, ante el temor de que puedan mostrar cierta resistencia a las actuales vacunas.

Reino Unido ha vetado las llegadas desde Sudáfrica, Sudamérica, Portugal y otros territorios a fin de tratar de prevenir la transmisión hacia las islas británicas de esas variantes del SARS-CoV-2.

Por su parte, la directora del Servicio de Infecciones Nacional de la sanidad pública inglesa, Isabel Oliver, dijo que este virus evolucionará a medida pase el tiempo y que algunas mutaciones pueden generar su propagación más rápida, por lo que el Reino Unido está brindando este apoyo a los demás países.

"Sabemos que el virus evolucionará a lo largo del tiempo y que algunas mutaciones pueden potencialmente hacer que se expanda más rápido, haga que la gente esté más enferma o probablemente afectar al funcionamiento de las vacunas (…) Esta nueva iniciativa llevará la ciencia de vanguardia de la sanidad inglesa a países que tienen poca o ninguna capacidad de secuenciar y analizar variantes de la covid-19 por sí mismos", recalcó Oliver.

EFE