Buscar
RPP Noticias
Estás escuchando En vivo
 
00:00 / 00:00
Lima
89.7 FM /730 AM
Arequipa
102.3 FM / 1170 AM
Chiclayo
96.7 FM / 870 AM
Huancayo
97.3 FM / 1140 AM
Trujillo
90.9 FM / 790 AM
Piura
103.3 FM / 920 AM
Cusco
93.3 FM
Cajamarca
100.7 FM / 1130 AM
La informacion mas relevante de la actuaidad al momento
Actualizado hace 0 minutos
El poder en tus manos
EP95 | INFORME | ¿Qué opinan los peruanos sobre la posible eliminación de los movimientos regionales?
EP 95 • 02:44
Informes RPP
Tacna: La macha, un molusco que la depredación impide su asentamiento y reproducción
EP 1162 • 04:55
Las cosas como son
Nuevas trabas para el Metro de Lima
EP 550 • 02:19

CorteIDH condena a Costa Rica por violar libertad de expresión de periodistas

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH)  tiene su sede en San José de Costa Rica.
La Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) tiene su sede en San José de Costa Rica. | Fuente: EFE

El Estado de Costa Rica impuso una condena civil a los periodistas Ronald Moya Chacón y Freddy Parrales Chaves por la publicación de un artículo que informaba sobre presuntas irregularidades en el control de la importación de licores.

Todas las noticias en tu celular
¡Únete aquí a nuestro canal de WhatsApp!

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) condenó este martes al Estado de Costa Rica por violar el derecho a la libertad de pensamiento y expresión en perjuicio de los periodistas Ronald Moya Chacón y Freddy Parrales Chaves, como resultado de la imposición de una condena civil por la publicación de una nota en 2005.

En el acto de notificación de sentencia, el presidente de la CorteIDH, Ricardo Pérez Manrique, afirmó que "el Estado debe dejar sin efecto la atribución de responsabilidad civil a los señores Freddy Parrales Chaves y Ronald Moya Chacón impuesta por la sentencia emitida el 10 de enero de 2007 por el Tribunal Penal del Segundo Circuito Judicial de San José, confirmada por la sentencia emitida el 20 de diciembre de 2007 por la Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia".

El caso se refiere a la imposición de una sanción económica por la vía civil a los periodistas Ronald Moya Chacón y Freddy Parrales Chaves por la publicación, el 17 de diciembre de 2005, de un artículo periodístico en el diario La Nación en el que informaban sobre presuntas irregularidades en el control de la importación de licores hacia Costa Rica en la zona fronteriza con Panamá.

Uno de los agentes de policía involucrados en la investigación, de apellido Trejos, presentó una querella por el delito de calumnia y difamación por medio de prensa, así como una acción civil en contra de los periodistas.

Los periodistas fueron absueltos en la vía penal, pero los tribunales establecieron de forma solidaria el pago de 5 millones de colones (unos 10 000 dólares para la época) al determinar que hubo falsedades en la publicación.

La Sala de Casación ratificó la sanción y expuso que los periodistas no acudieron a la oficina de prensa del Poder Judicial para corroborar los hechos por los que se investigaba al policía.

Pronunciamiento de la CorteIDH

La Corte Interamericana advirtió en la sentencia publicada este martes que, si bien es cierto que Moya y Parrales publicaron una información que luego resultó ser inexacta con respecto a Trejos, "no se demostró a nivel interno que los periodistas tuvieran intención alguna de infligir un daño particular contra la persona o personas afectadas por la noticia".

El Tribunal internacional también explicó que la información publicada en la nota de prensa provino de una fuente oficial, que en ese momento fue el ministro de Seguridad, y que, por tanto, "no era exigible obligar a los periodistas a proceder a realizar verificaciones adicionales".

"La sentencia del Tribunal de Juicio reprochó a los periodistas no haber acudido a la oficina de Prensa del Poder Judicial y así 'comprobar los pormenores de la causa penal'. Lo anterior significó la sugerencia de una fuente preferente, según el criterio del juzgador, lo cual resultó una exigencia desproporcionada para la libertad de expresión, extremadamente restrictiva de la libertad de prensa", indicala sentencia de la CorteIDH.

El fallo del tribunal internacional agrega que "dicha imposición supondría establecer un mecanismo de intervención previa al modo con el que los periodistas llevan a cabo su actividad lo cual, a su vez, podría traducirse en un acto de censura".

Para la Corte Interamericana, la sanción civil impuesta a Moya y Parrales "no fue necesaria ni proporcional al fin legítimo perseguido" y ordenó al Estado de Costa Rica a pagar a los comunicadores indemnizaciones por daño inmaterial.

(Con información de EFE)


Tags

Lo último en Latinoamerica

Lo más leído

Suscribirte al boletín de tus noticias preferidas

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Buzon
Al suscribirte, aceptas nuestras políticas de privacidad

Contenido promocionado

Taboola
SIGUIENTE NOTA