Luis Asencio

Gran afluencia de público se puede notar en las calles de Cajamarca, a poco menos de un día de celebrarse la Navidad. Los cajamarquinos salen a realizar sus compras en las vísperas y se genera mayor congestión vehicular.

Pese a la presencia de la policía de tránsito, los transeúntes en su apuro de llegar a sus destinos cruzan las calles cuando incluso los vehículos están en marcha, arriesgando su vida e integridad.

El caos vehicular se agudiza en las diferentes calles del centro histórico  y en los alrededores de la Plaza de Armas de Cajamarca.

Lea más noticias de la región Cajamarca