Tiene más capacidad para trabajar, pero solo llega al 26% de su potencial. La planta de reciclaje más grande del Perú se encuentra en el distrito de Surco. Esta tiene capacidad para reciclar hasta 50 toneladas de residuos sólidos reaprovechables al día. Aunque, actualmente, solo gestiona 13 toneladas diarias.

Y es que no todos los peruanos están comprometidos con el reciclaje, que debería de ser una prioridad. Nuestro futuro depende de esto.

Los residuos sólidos reaprovechables son considerados cualquier material que ya no tenga valor para quien lo genere, pero que puede todavía aprovecharse de otro modo. Por ejemplo, plástico pet, cartón, papel, vidrio, etc.

Residuos reaprovechables son separados en la planta de reciclaje. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Francesca Raffo

Los hogares comienzan a ser parte del programa de reciclaje cuando unas bolsas naranjas llegan a ellos. Las familias separan los desechos reciclables de los no reciclables. Los que pueden reaprovecharse, los insertan en estas bolsas naranjas.

Uno de los materiales que más se recicla es el plástico, pues es el material que más se usa. ¿Alguna vez has pensado cuántas botellas de agua o gaseosa compras y desechas al mes? Por ejemplo, si compras 10 botellas al mes, estarías dejando una huella de plástico en el mundo de 4500 años por mes, pues una botella de plástico se demora en degradar 450 años.

Las botellas llegan a la plata en una de las 7 mil bolsas que también tratan en la planta. Una vez a la semana, la municipalidad pasa a recoger las bolsas en cada domicilio. Al llegar a la planta algunos trabajadores las abren y disponen su contenido, incluidas las bolsas naranjas - pues estas se reciclan para volver a hacer otra bolsa naranja - en una faja. Los residuos van subiendo por hasta que llegan a manos de otros trabajadores, que van separando cada material.

Bolsas naranjas llegan a la planta para que luego se separen los residuos. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Francesca Raffo

Esta segregación de los residuos no es nada común en el Perú, pues en el país solamente el 1,9% de residuos sólidos reaprovechables es reciclado. Lamentablemente, un poco más de la mitad de la basura en Perú no llega a un relleno sanitario – que son depósitos adecuados para tratarla-. El 30% de basura se queda en las calles. Esto tiene graves consecuencias para el medio ambiente, la salud de las personas y la contaminación del agua y aire.

Una vez se van separando los materiales en la planta, estos van cayendo a sacos enormes . Los plásticos de un solo uso, como las bolsas, también se reciclan – aunque esto no se segrega en todas las municipalidades -. En el Perú, se utilizan 3 mil millones de bolsas por año; cada una de estas se demora, aproximadamente, 400 años en degradarse.

 

Así se ve la planta de reciclaje cuando caen los materiales segregados. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Francesca Raffo

Solo 3 de cada 100 peruanos se anima a reciclar. Esta cifra es alarmante tomando en cuenta que el Ministerio de Ambiente señaló que el 90% de aves marinas habían ingerido plástico Aparte, la basura que llega al mar daña alrededor de 600 especies marinas.

Mientras van cayendo los materiales separados, los sacos se llenan. En ese punto, se llevan a unas máquinas para compactarlos, es decir, reducirlos. Al ser tan voluminosos, se necesita compactar para poder transferirlo a su uso final. Es así como se cierra el círculo.

Trabajadores separan, manualmente, los materiales. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Francesca Raffo

Al reciclar se genera una economía circular que busca la sostenibilidad a largo plazo y descarta el consumo a corto plazo; los productos tienen más de un ciclo de vida. En este modelo prima el aprovechamiento de recursos y se resalta la reducción, reutilización y el reciclaje de los elementos. Así, los residuos se convierten en recursos.

La solución final al problema ambiental y de basura no es el reciclaje. Los especialistas recomiendan minimizar lo máximo posible la cantidad de los residuos que cada persona genera. Luego de minimizarlo, lo siguiente es reciclar, así se reduce aún más la cantidad de residuos finales.

El reciclaje trae múltiples beneficios para el ambiente y las personas. Reciclando se aumenta la preservación de recursos naturales, así como se disminuye la contaminación. Además, se ahora energía y dinero. Por ejemplo, 80 latas de refresco reciclados se pueden convertir en una llanta.

Plástico PET compactado luego de pasar por la máquina. | Fuente: RPP | Fotógrafo: Francesca Raffo