ANDINA

El Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma supervisará las plantas de los proveedores que brindarán el servicio en las instituciones educativas públicas, a fin de  garantizar la higiene y salubridad en la elaboración de los alimentos.

Más de 130 especialistas de la Unidad de Supervisión y Monitoreo se desplazaron a los establecimientos a fin de verificar las condiciones en la preparación de las raciones, de manera que cumplan con los protocolos de control de calidad establecidos por el programa.

Además, más de mil supervisores se sumarán al trabajo y vigilarán el cumplimiento de las condiciones de inocuidad, higiene y salubridad en la distribución, servido y consumo de los alimentos.

Desde hace dos semanas, se realiza una supervisión de los almacenes de los proveedores que resultaron adjudicados para la modalidad de entrega de productos. Se busca verificar que cada producto cumpla con las características técnicas estipuladas por el Programa.

Qali Warma elevó este año el nivel de exigencias hacia los proveedores a fin de garantizar que los alimentos que se entregarán a los 2"880,000 niños y niñas de más de 54 mil colegios cumplan los estándares de calidad para su adecuada nutrición y desarrollo.