La condena de Silvio Aquino Sangay (46) culminara en el año 2050 | Fuente: RPP | Fotógrafo: Coertesía P.J

El Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial de Cajamarca, condenó por unanimidad a Silvio Aquino Sangay (46), quien fue acusado de violar sexualmente a una niña de 12 años de edad en Cajamarca, aprovechando que esta asistía con sus familiares al culto en la Iglesia Evangélica «Jesús, el Salvador» de esta ciudad, en el año 2010.

Como se recordará, el sentenciado Silvio Aquino Sangay fue incluido en la lista del programa de recompensas «Que ellos se cuiden» del Ministerio del Interior, debido a que se había dado a la fuga, siendo capturado en agosto de 2017 en el exterior de una casa de oración evangélica, ubicada en la calle Los Ángeles del distrito de Chao, en Virú.

En el juzgamiento se probó que el sentenciado Silvio Aquino Sangay conoció a la niña en las sesiones del culto evangélico, ganándose la confianza de la menor, le pidió que fuera a la casa de la madre del sentenciado, la que estaba desocupada, abusando de ella en ese lugar, ante el temor de la niña a que le pudiera hacer daño la menor no dijo nada.

Los abusos sexuales se repitieron hasta abril de 2012, quedando embarazada la niña, por lo que el sentenciado le entregó pastillas abortivas y le indujo a tomarlas, provocándole el aborto que llevó a la niña al Hospital Regional en grave estado de salud. En ese momento, al ser atendida la agraviada, se conoció la conducta delictiva de Silvio Aquino Sangay.

El Ministerio Público, a través del trabajo técnico del fiscal Rubén Ribasplata Ortiz, determinó la responsabilidad de Silvio Aquino Sangay por el abuso sexual, pese a que el abogado defensor del sentenciado sostuvo que entre este y la niña existió una relación amorosa y sus relaciones sexuales fueron consentidas.

0 Comentarios
¿Qué opinas?