El padre de la menor de dos años no quiso que le practiquen necropsia tras morir ahogada. Pese a que la policía lo persiguió el hombre logró escapar. | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Jorge Carrillo

Un escape de película protagonizó un angustiado padre de familia quien buscó bajo todos los modos que su hija fallecida no sea conducida a la morgue del Ministerio Público, ubicada en el hospital de apoyo de Iquitos, para que se le practique la necropsia de ley tras haber fallecido ahogada.

El hecho se produjo la tarde del martes luego de que la menor de dos años falleciera ahogada en el río Itaya. A pesar de que fue auxiliada por sus vecinos y su madre, quienes la llevaron hasta el hospital de apoyo, los médicos sólo certificaron su deceso.

Ante esto llegaron efectivos de la policía nacional quienes empezaron las investigaciones y solicitaron que el cuerpo de la menor sea conducido a la morgue a fin que se le practique la necropsia y se determinern las causas de su deceso.

"Querían llevarla a la morgue y yo no quería que la lastimen, no quería que le corten la barriga (respecto a la necropsia), así que me armé de valor y la cogí y comencé a correr cuando el fiscal quería meterla en la camioneta", contó el padre.

El momento fue registrado por medios de comunicación locales, quienes captaron el momento en que el padre cargó el cuerpo de la menor y emprendió la huida pese a la advertencia de los policías. Sin importarle nada, el hombre siguió su huida siendo perseguido por los policías, quienes incluso realizaron disparos al aire para detenerlo.

"Yo escuché como tres a dos disparos, no me importó y no me detuve para nada, seguí corriendo", contó el hombre quien logró correr por varias cuadras hasta llegar al puerto de la calle Yurimaguas y subir a una pequeña embarcación y llevar a su pequeña hasta su vivienda en el asentamiento humano “Liberal” en la zona baja de Belén.

Si bien el padre de la menor dijo que no quería que hicieran daño a su hija, trascendió que tomó dicha decisión porque le habrían dicho que tenía que pagar por la necropsia. La fiscalía investiga lo ocurrido, mientras que el padre pide que le devuelvan los documentos de su hija que quedó en manos del representante del Ministerio Público y la partida de defunción para poder enterrarla. "Necesito la carta de defunción y su DNI para llevarla al cementerio La Brisa en la carretera Iquitos - Nauta.

¿Qué opinas?