Andina

El congresista Mesías Guevara (AP-FA), presidente de la comisión investigadora de los supuestas irregularidades y actos de corrupción en la región Áncash, descartó que haya personalización contra algún funcionario público en las indagaciones que realiza este grupo de trabajo parlamentario.

“Es importante resaltar que no se está personificando el caso Áncash. El fiscal de la Nación da a entender que habríamos emprendido una persecución en su contra, pero el caso Áncash se ha dividido en 21 cuadernos y dentro de ellos hay uno del Ministerio Público y se encuentra no solo el fiscal Ramos Heredia, sino muchas personas que estamos investigando”, subrayó.

Asimismo, el legislador evitó pronunciarse sobre “si debe o no” renunciar el titular de la Fiscalía porque podría tomarse como una falta de objetividad, en vista que la comisión  investigadora que preside en el Congreso ya indaga sobre su situación.

“Creo que el propio Consejo Nacional de la Magistratura tiene que tomar decisiones pronto porque no podemos seguir con un tema de esa naturaleza, no puedo pronunciarme en otros términos, porque en la comisión también estamos investigando al fiscal de la Nación”, dijo.

De otro lado, expresó su preocupación por el reciente informe de la Defensoría del Pueblo, sobre las investigaciones de las fiscalías que no se concretaron en denuncias ante el Poder Judicial, porque se archivaron o se declararon improcedentes, al no haberse realizado de manera correcta.

El informe N°168: “El archivo fiscal de denuncias por peculado y colusión. Estudio realizado en Lima, Áncash, Ayacucho y Junín”, arrojó que 457 denuncias  por corrupción y peculado fueron archivadas por el Ministerio Público, en el periodo 2012-2013, por falta de investigaciones diligentes.

“Esto es un gran llamado de atención para la institucionalidad y el buen desempeño del Ministerio Público”, subrayó Mesías Guevara.

Destacó, no obstante, la colaboración que el Ministerio Público brinda a la comisión investigadora del caso Áncash, porque se le ha brindado “mucha información”, la misma que está siendo procesada.

Por otra parte, invocó al fiscal de la Nación, Carlos Ramos Heredia a aclarar las supuestas visitas realizadas a Rodolfo Orellana, quien es sindicado como cabecilla de una organización de tráfico de terrenos y lavado de activos.

Según una denuncia publicada en un medio local, Ramos Heredia habría visitado a Rodolfo Orellana en su local de la revista Juez Justo, entre los años 2008 y 2009, de acuerdo a las afirmaciones de testigos.

“Esta aseveración que se hace en los medios de comunicación es muy preocupante, yo considero que el señor Fiscal de la Nación debería aclarar este tipo de reuniones que ha tenido, más aun cuando él en su momento era un fiscal supremo de Control Interno”, puntualizó.

Andina