Humala: Los problemas con empresas españolas se resuelven en Perú

Fue al ser consultado sobre las renegociaciones del Gobierno con Repsol para la recuperación del lote 88 en territorio amazónico, y la empresa Telefónica que tiene una millonaria deuda tributaria con el fisco.

El presidente de la República, Ollanta Humala, dijo que el objetivo fundamental de su viaje oficial a España es abordar la agenda bilateral con el gobierno español, y añadió que los problemas de las empresas ibéricas instaladas en el país andino se resuelven en Perú.

El mandatario peruano se reune con el Rey Juan Carlos, con el presidente de Gobierno español, Mariano Rajoy, y un grupo de empresarios de ese país durante su visita que inicia hoy.

Los problemas con las empresas españolas que trabajan en Perú tienen que resolverse en Perú. (…) Nuestra agenda fundamental en España es reunirnos con el gobierno español”, declaró para el diario ibérico El Mundo.

Fue al ser consultado sobre las renegociaciones del Gobierno peruano con la compañía Repsol para la recuperación del lote 88 en territorio amazónico, y la empresa Telefónica que tiene una millonaria deuda tributaria con el fisco peruano.

En la entrevista, el jefe del Estado evitó colocarse cualquier tipo de etiqueta de tendencia política, y prefirió presentarse “más que pragmático, justo”.

Humala Tasso, en ese sentido, puso en relieve el cumplimiento de los programas sociales ofrecidos en su campaña electoral como Pensión 65, Beca 18 y Cuna Más, además de un primer aumento del sueldo mínimo y la promulgación de la Ley de Consulta Previa, para los pueblos indígenas.

Por otro lado, aseguró que se solucionarán las dudas sobre el proyecto minero Conga, cuya ejecución es rechazada por algunos sectores de la región norandina de Cajamarca.

Explicó que esa inversión minera no fue impulsada por su administración, que asumió hace seis meses, sino que fue algo heredado de gestiones pasadas.

“No puedo romper el estado de derecho. Lo que sí puedo hacer es buscar la solución a las dudas que pudieran haber, y en todo caso será la empresa misma la que verá si va o no va. Yo no estoy defendiendo a la minera. Yo estoy defendiendo a Perú”, remarcó.

El presidente Humala también dejó en claro que no aceptará las imposiciones de la autoridad regional de Cajamarca, quien se opone al proyecto y planea realizar una marcha en su contra.

“No podemos aceptar un régimen polpotiano donde un gobierno regional X pone restricciones a la libertad de trabajo, de tránsito. (…) Solo faltaría que nombrasen a su mando político y logístico y crearan ahí una república popular en una democracia”, expresó.

Andina