Foto: Andina
La candidata a la Alcaldía de Lima, Lourdes Flores, dijo que su adversario de Cambio Radical, Alex Kouri, debería tener calma y serenidad, y que deje los agravios cada vez que algo le sale mal, como ocurrió ayer cuando no pudo firmar el pacto contra la corrupción.

Según dijo, "con mucho criterio" se impidió que ese pacto sea firmado por Kouri, hecho que atribuyó a algunos cuestionamientos que tuvo por su paso en la administración de la municipalidad y la región Callao.

 "El día de ayer (Kouri) se presenta a un evento para firmar un pacto anticorrupción, la persona responsable del ingreso, que me parece una persona con mucho criterio, no lo deja entrar, (y él) sale y me grita y me insulta, no creo que esta sea la forma en que se deba actuar", afirmó.

Ayer se firmó en el Palacio de Justicia el Pacto de la Nación contra la Corrupción, y Kouri no fue llamado a firmar el documento, ante lo cual abandonó la ceremonia.

En declaraciones a los periodistas, Kouri dijo que Lourdes sería la candidata de la corrupción por haber representado legalmente a César Cataño, quien ha sido vinculado con un supuesto lavado de activos.

"Me parece que tiene que calmarse; no tiene que haber ningún tipo de desesperación ni de angustia; nosotros estamos en nuestro trabajo de diálogo con la población, de modo que hay que serenarse, hay que calmarse y no angustiarse por circunstancias que a veces son adversas", dijo Flores Nano.

De otro lado, Flores Nano le dio la razón al presidente Alan García, cuando dijo que los ministros deben evitar mezclar sus aspiraciones políticas, con su trabajo en el gabinete, en alusión a las eventuales candidaturas de las ministras Mercedes Aráoz y Nidia Vilchez.

"Creo que el Presidente tiene razón en el sentido que los ministros de Estado, que aspiran a tener participación política, deben anunciar sus aspiraciones para recomponer el gabinete en su recta final", señaló, a la vez que reiteró la defensa y el entusiasmo de que más mujeres participen en la política.

Sobre este mismo tema, opinó que el mandatario debería definir su gabinete de salida después del 28 de julio, para que tenga un año de trabajo.