Observaciones del Vaticano no afectan autonomía de la PUCP

El Arzobispado de Lima advierte que la PUCP dejaría de llamarse ´Católica y Pontificia´ si las autoridades universitarias no cumplen con modificar sus estatutos según dispone la Santa Sede en su reciente comunicado.

El sacerdote Luis Gaspar, juez del Tribunal Eclesiástico del Arzobispado de Lima, sostuvo hoy que las observaciones enviadas por el Vaticano a la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) "no afectan su autonomía".

En diálogo con RPP Noticias, precisó que el documento “Constitución Apostólica del Sumo Pontífice Juan Pablo II sobre las Universidades Católicas” busca garantizar el respeto de la identidad cristiana.

“La Iglesia siempre ha respetado la autonomía de la Universidad. Precisamente, estas observaciones respetan su autonomía. La Santa Sede quiere garantizar que no haya fraude y que se respete la identidad cristiana, por eso se llama Católica y Pontificia”, explicó.

Indicó que el documento de la Congregación para la Educación Católica de la Santa Sede plantea observaciones a los estatutos de la PUCP, a fin que lo adecuen a los lineamientos establecidos por el entonces Papa Juan Pablo II.

Al preguntársele si considera que la PUCP no cumple con los preceptos de la Iglesia Católica, el padre Gaspar manifestó que los actuales estatutos de la universidad no han sido aprobados por Roma “por lo tanto hay que someterlos a su aprobación”.

En caso las autoridades de dicha casa de estudios no modifiquen su reglamento estudiantil, según ordena el Vaticano, advirtió que la PUCP dejaría de llamarse “Católica y Pontificia”, y regirse solo en base a las leyes peruanas y privadas.

“Dudo que se llegue a ese extremo, pero en caso sucediera, la PUCP dejaría de llamarse Católica y Pontificia, dado que estos dos nombres pertenecen a las autoridades de la Iglesia, y (la universidad) tendría que regirse por leyes civiles peruanas y desde el ámbito privado, sin vinculación con la Iglesia”, anotó.

Gaspar manifestó desconocer si la universidad comete “fraude” al no cumplir con los preceptos de la Iglesia.

“No me consta, pero sí está pendiente que los estatutos de la PUCP sea adecuados y sometidos a la aprobación del Santo Padre”, apuntó.