Protestantes afuera de la residencia del embajador de Uruguay.
Protestantes afuera de la residencia del embajador de Uruguay. | Fuente: EFE | Fotógrafo: Ernesto Arias

El presidente Martín Vizcarra afirmó que este martes se hará llegar a las autoridades uruguayas documentación relativa al caso Alan García, quien aduce ser víctima de persecución política para solicitar el asilo en Uruguay.

Vizcarra informó también que evocó con su homólogo uruguayo la Cumbre de las Américas realizada en Lima en la que todos los participantes se manifestaron de acuerdo en impulsar la lucha contra la corrupción. El presidente reafirmó que no existe persecución política en el Perú y que es plenamente vigente el Estado de Derecho, que supone el respeto a la división de poderes.

También el expresidente Ollanta Humala se dirigió por carta al presidente uruguayo a quien afirmó que más bien Alan García usó los recursos del Estado para organizar una persecución contra el partido nacionalista. Por ahora solo sabemos que Uruguay ha admitido a trámite el pedido de asilo, pero nadie sabe cuál será la decisión de Tabaré Vásquez.

Sin embargo, en cualquier caso, de acuerdo con la Convención de Caracas, el Perú deberá acatarla y si es favorable a García deberá proceder a entregar un salvoconducto que le permita salir de nuestro país. Todos los partidos representados en el Congreso han negado que exista persecución política, con la excepción de Fuerza Popular, cuyo vocero, Carlos Tubino, dijo esperar que se pronuncie Uruguay.

 ¿Es creíble lo que dijo Alan García en su última aparición pública?: “Se ha producido una subversión que ha llevado a que un solo poder concentre parte de los otros poderes”. Cada ciudadano podrá juzgar. En cualquier caso, no ayuda a la imagen de nuestro país lo que hemos visto delante de la Residencia del Embajador uruguayo.

Una vez más se ha utilizado el apelativo de “terrorista” para desacreditar al adversario, minimizando la gravedad del fenómeno terrorista y magnificando su presencia en el Perú de hoy. Asimismo, corear “ya va a caer, ya va a caer, la dictadura va a caer”, no transmite un mensaje adecuado sobre la situación de nuestro país. Aún peor es el recurso a la violencia física contra dirigentes políticos, cualquiera sea la lealtad que hayan querido expresar.

Arlette entre las mujeres más influyentes

Nuestro país tiene elevadas tasas de violencia contra la mujer. También de abusos, como el que se atribuye al congresista fujimorista Moisés Mamani. Por eso es una buena noticia que la prestigiosa BBC de Londres haya incluido a Arlette Contreras en su lista de 100 mujeres con más influencia en el mundo. Se trata de un reconocimiento a una joven abogada y activista social que fue víctima de violencia de género, lo que la motivó a impulsar el movimiento #NiUnaMenos, que ha abierto una nueva etapa en la lucha contra el machismo y por la igualdad entre hombres y mujeres.

Escándalo en la industria automotriz

Una noticia que nos llega del Japón da cuenta de la severidad con la que se puede tratar en ese país a uno de los empresarios más mediáticos del mundo. El presidente de la Alianza Automotriz Nissan-Renault-Mitsubishi, Carlos Ghosn ha sido detenido ayer en Tokio, acusado de evasión de impuestos y malversación.

El franco-brasileño-libanés Gohsn ha sido sometido a una detención preliminar de 22 días y su domicilio ha sido allanado. Al parecer no le bastaba la remuneración de más de 20 millones de dólares anuales y no evaluó el impacto moral de la tributación, base del pacto social y de la inversión pública en la sociedad japonesa. Puesto que el Estado francés posee 15% de las acciones de Renault, el presidente Emmanuel Macron ha tenido que intervenir para evitar que se desplomen las acciones del primer grupo automotriz del mundo.