Foto: Andina
El estudio EU Kids Online, que ha investigado las experiencias en la red y con las nuevas tecnologías de niños y jóvenes europeos, constata la necesidad de promocionar "aún más" el uso de Internet por los menores, sobre todo en el hogar.

Tal y como indicó hoy la Universidad del País Vasco (norte de España), única entidad española presente en la investigación, el estudio detecta que el uso que los padres hacen de Internet influye positivamente en el que hacen los niños, y se ha comprobado que los adultos que tienen hijos acceden más a la red que los que no los tienen.

Del estudio EU Kids Online se desprende que el mayor uso de Internet en menores se concentra entre los 12 y los 13 años de edad, y es en el grupo de entre 6 y 10 años en el que se ha producido un mayor aumento en el acceso a la red, por lo que se califica a este colectivo como "vulnerable".

Por regiones, en los países del sur de Europa el uso de Internet "tiende a ser bajo o medio" y el riesgo también medio, lo que en el caso de España "puede representar una ventaja para el establecimiento adecuado de políticas de regulación".

EU Kids Online pone a Dinamarca y Suecia como ejemplo de cómo "los menores realmente están adaptándose positivamente a Internet", por lo que recomienda que el resto de países de la Unión Europea adopten sus políticas de regulación para el uso efectivo de las nuevas tecnologías.

A escala europea, los riesgos más comunes que se han detectado entre los menores internautas son: haber dado información personal (50 por ciento), haber visto pornografía (cerca del 40 por ciento), haber accedido a contenidos violentos o que inciten al odio (30 por ciento), haber recibido comentarios sexuales no deseados (20 por ciento), o haber quedado con extraños que han conocido en la red (10 por ciento).

El equipo de la UPV que ha participado en el estudio forma parte de EU Kids Online II: un estudio que hasta 2011 estudiará los riesgos relacionados con la exposición a contenidos inapropiados, los contactos no deseables y las conductas inapropiadas de los menores en Internet.

-EFE-