El gobierno de Japón aprobó un hackeo a todos los ciudadanos | Fuente: Getty Images

Los Juegos Olímpicos de Japón están cada vez más cerca, y el gobierno ya ha tomado las primeras medidas para proteger uno de los más grandes valores agregados de nuestros tiempos: la conectividad a Internet. Una reciente modificación a la Ley de Telecomunicaciones ha sido aprobada por las autoridades de ese país para realizar “ataques controlados” a sectores de la ciudadanía e identificar vulnerabilidades en la red. Este inusual procedimiento será realizado por el Ministerio de Asuntos Internos y Comunicaciones, en conjunto con el Instituto Nacional de Tecnología japonés.

De acuerdo con cifras del Ministerio, los ataques dirigidos a dispositivos IoT (equipos conectados a Internet dentro de un hogar u oficina como cámaras de videovigilancia, televisores, cocinas o parlantes) representan las dos terceras partes del total de ciberataques registrados. Este operativo, que medirá la seguridad de 200 millones de equipos, permitirá crear una lista de artefactos que cuenten con contraseñas predeterminadas o muy sencillas de vulnerar. Esto permitirá que los ciudadanos y los proveedores de Internet puedan tomar medidas más firmes para reducir esta vulnerabilidad.

El ataque a equipos IoT se ha vuelto una táctica frecuente entre los ciberdelincuentes. Estos dispositivos, a diferencia de un smartphone o una PC, no cuentan con medidas añadidas de seguridad; y suelen venir configurados por defecto con una combinación simple de dígitos, para que el usuario no tenga complicaciones al intentar reajustar esos valores.

Este proceso se iniciará en febrero, y tendrá en cuenta hogares y oficinas. Sin embargo, los detractores del dictamen han manifestado sus diferencias y miedos respecto a esta incursión gubernamental en redes privadas. Para muchos, este tipo de actividades no busca incentivar a la seguridad de los usuarios, pues nada garantiza que las personas tomen medidas significativas una vez que los resultados se publiquen.

¿Qué opinas?