Considerado como uno de los más grandes operativos realizados por polícias locales en los últimos cinco años, carabineros chilenos de la región del Bío Bío incautaron más de 190 dosis de éxtasis que eran comercializados con el rostro de Pikachu.

En la llamada “Operación Pokémon”, los carabineros detuvieron a Sebastián Lopez Restrepo, un ciudadano colombiano de 25 años que se dirigía desde Santiago hasta Concepción portando 199 pastillas de la droga sintética.

Según el capitán de la operación Cristián Opazo, “el éxtasis es una droga de diseño; es decir, sus características físicas son determinadas por la persona que va a ser el ofertante respecto a ese producto”. Debido a esta característica, el colombiano trató de marcar su propio sello al contar con el diseño de la famosa criatura de la serie de manga y anime Pokémon.

El fin de estas dosis era ser comercializado en las fiestas juveniles de la ciudad de Concepción. El fiscal Álvaro Hermosilla señaló que ese tipo de droga “es, lamentablemente, consumida por algunos jóvenes de la zona en fiestas electrónicas y de esa naturaleza”.

Los carabineros afirmaron que las pastillas se venden en, aproximadamente, 25 mil pesos chilenos por unidad, por lo que la droga en total está valorizada en 5 millones de pesos o más de 7 mil dólares estadounidenses.

(Fuente)