Wikimedia Commons

En Rusia el 63 por ciento de la población respalda la propuesta del presidente Dmitri Medvédev de someter a pruebas antidroga obligatorias a todos los escolares, según los resultados de un sondeo divulgado hoy por el centro de estudios sociológicos FOM.

Asimismo, el 61 por ciento de los encuestados está seguro de que esta medida ayudará a frenar la drogadicción entre la juventud del país, según las agencias rusas. El 19 por ciento cree que las pruebas deberían tener carácter voluntario, mientras el 10 por ciento se manifiesta terminantemente en contra de éstas.

Tras las declaraciones del mandatario ruso, el director del Servicio Federal de Rusia para el control de drogas (FSKN), Víctor Ivanov, respaldó la idea y aseguró que no es necesario adoptar una ley para esos efectos.

De acuerdo con las estimaciones del FSKN, en el país hay entre 2,5 y 3 millones de consumidores de drogas, anualmente cerca de 120 mil personas son expedientadas por tráfico de drogas y el 70 por ciento de ellas son imputadas por delitos graves y extremadamente graves.

Anteriormente, Ivanov indicó que en los últimos años el número de drogadictos se había estabilizado y ya no se observa un dramático incremento como el que se produjo en la década de 1990, cuando era del 30-50 por ciento.