En busca de un arma contra la COVID-19: Así va la carrera para encontrar una vacuna segura y eficaz

Encontrar una vacuna para luchar contra la COVID-19 es una tarea que tiene a científicos de todo el mundo en un trabajo contra el tiempo. Según la OMS, más de 145 vacunas están en desarrollo. De ellas, 21 ya se encuentran en fases de ensayos clínicos. Una ha recibido la aprobación del ejército de China para su uso restringido en militares de dicho país. 

¿Cómo va la carrera contra el reloj para hallar una inmunización segura, eficaz y accesible en medio de la pandemia de la COVID-19? Aquí un repaso de lo que se ha logrado y de los retos por superar. | Fuente: EFE

El fin de la lucha frontal contra el nuevo coronavirus es aún lejano. El Centro para la Investigación y Normativa de Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Minesota afirma que con una vacuna eficaz y accesible a todos los pueblos es posible derrotar a este enemigo que ha contagiado a más de 11.7 millones de personas en todo el planeta.

En el mundo, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) al 2 de julio de 2020, existen más de 145 proyectos que se encuentran en diferentes fases de estudios preclínicos y clínicos. Tres de ellos en la fase 3 de los estudios clínicos en humanos y una- en China- con la aprobación para su uso restringido en militares.

¿Cómo va la carrera contra el reloj para hallar una inmunización segura, eficaz y accesible en medio de la pandemia de la COVID-19? Aquí un repaso de lo que se ha logrado y de los retos por superar. 

FASES PARA EL DESARROLLO DE UNA VACUNA

Para entender esta carrera contra el tiempo es importante diferenciar dos grandes etapas en la creación de una vacuna: los estudios preclínicos, con análisis en laboratorio en especies cercanas al ser humano (como roedores y primates), y, otra con estudios clínicos en humanos, que a su vez se divide en cuatro fases.

Ernesto Gozzer, exdirector del Instituto Nacional de Salud (INS) y profesor de la Facultad de Salud Pública y Administración de la Universidad Peruana Cayetano Heredia (UPCH), explica que en otro escenario, el proceso de desarrollo de una vacuna (estudios preclínicos y clínicos) usualmente dura en promedio unos 10 años o mucho más.

"Solamente el proceso de aprobación –después de haber probado que la vacuna es eficaz y segura- puede durar entre uno y dos años. Actualmente estamos ante una situación sin precedentes en la que en menos de seis meses de descubierto el nuevo virus ya se tiene una vacuna con 'aprobación de emergencia' en China", menciona.

Gustavo Rivara, pediatra neonatólogo y magister en investigación, comenta que las fases 1 y 2 buscan determinar la seguridad y efectividad de la vacuna, respectivamente. Mientras que la fase 1 se realiza en un grupo pequeño de voluntarios sanos (entre 20 y 80 personas), la fase 2 tiene un número más amplio (entre 100 y 300). La primera busca también conocer cómo funciona esta vacuna (mecanismo de acción y eliminación), la segunda prueba la vacuna con un grupo control al que se le da un placebo u otro tratamiento estándar.

"Una vez que se pasa la fase 2, que puede durar unos meses, se pasa a la fase 3, donde la población es aún mayor (de 3 mil a 10 mil personas). Aquí la intención es probar la vacuna o fármacos en una población en vida real: diferentes edades, lugares, géneros, diferentes características de la población humana que la convierten en un escenario real. Son estudios controlados, generalmente el investigador no sabe lo que le está dando al paciente. Igual en la fase 3 sigues evaluando efectividad y seguridad. Una vez que terminas la fase 3, la FDA aprueba el nuevo fármaco, la nueva droga o vacuna y ya puede salir al mercado. La fase 4 (posterior a la aprobación), tiene otra intención: buscar nuevos usos del fármaco", comenta.

La fase 4 es también importante para encontrar efectos adversos que no se hallaron en las primeras fases clínicas. Carlos Medina, epidemiólogo de SANNA Clínica El Golf, comenta que tras la autorización de la FDA y la OMS, a través de sus comités científicos de vacunación, la inmunización se distribuye y evalúa.

“En esta distribución es donde se realiza la fase 4, cuando estas vacunas ya han sido aprobadas y han sido implementadas por los sistemas de vacunación de los diferentes países y se lanza en esos países para comenzar a inmunizar, y lo que buscan estas vacunas es ver si a gran escala se ven efectos adversos. El problema de saltarse las fases puede ser perjudicial porque cada fase subsecuente es una mayor escala de personas", menciona.

La doctora Julie Gerberding, ex directora de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) en Estados Unidos entre 2002 y 2009 y actual vicepresidenta ejecutiva y directora de pacientes de la compañía Merck (también en la carrera por la vacuna contra el nuevo coronavirus) comentó en el curso "Periodismo en una pandemia" del Centro Knight que es importante "equilibrar la capacidad de la vacuna para ofrecer una protección rápida, pero al mismo tiempo asegurarse de que no estamos creando un daño inadvertidamente a las personas en el proceso".

"Ese es un equilibrio realmente difícil, y es especialmente difícil cuando se tiene que hacer rápido", asegura.

 

En medio del desarrollo de vacunas, muchas personas en el mundo creen que cuando se logre tener una inmunización segura y eficaz, la batalla estará ganada. Sin embargo, tras la creación de la vacuna y su aprobación, llega un reto aún más grande: determinar dónde se fabricarán, a qué precio y, más importante aún, cuál es la estrategia para distribuir la vacuna y que llegue a cada rincón del planeta. | Fuente: EFE

EL VERDADERO RETO: LA DISTRIBUCIÓN DE LA VACUNA EN EL MUNDO

En medio del desarrollo de vacunas, muchas personas en el mundo creen que cuando se logre tener una inmunización segura y eficaz, la batalla estará ganada. Sin embargo, tras la creación de la vacuna y su aprobación, llega un reto aún más grande: determinar dónde se fabricarán, a qué precio y, más importante aún, cuál es la estrategia para distribuir la vacuna y que llegue a cada rincón del planeta.

Megan Molteni, periodista de la revista científica Wired, explicó para el curso "Periodismo en una pandemia" del Centro Knight que es importante recordar que una vacuna sola no va a resolver la pandemia. 

"Vamos a necesitar muchas. Por lo tanto, no está mal si hay una inversión genuina y hay dinero real fluyendo en esta carrera para encontrar vacunas que sean seguras y efectivas porque necesitaremos más de una. [...] Si estamos hablando de inocular a toda la población mundial eso son miles de millones de personas. [...] Creo que algo que la gente no está necesariamente captando es que tener una vacuna que funcione es totalmente diferente a tener una vacuna que todos puedan tener", menciona.

El doctor Gozzer explicó afirma que "fabricar una vacuna contra la COVID-19 no es suficiente, una distribución equitativa y efectiva es un imperativo global" que necesita de liderazgo mundial. 

"Es necesario definir de antemano los criterios para priorizar su aplicación: empezando con las personas que realizan trabajos esenciales como los profesionales de salud y otros, las personas vulnerables, etc. El uso de las vacunas debe ser abierto y al servicio de toda la sociedad suspendiendo la protección de derechos de propiedad intelectual y de datos de prueba, si las desproporcionadas expectativas de las compañías farmacéuticas y los países desarrollados sobre este particular en el frustrado Acuerdo Trans Pacífico (TP) se hubieran aprobado en el 2015, un acuerdo de este tipo sería muy difícil de llevar a cabo. Utilizando criterios como estos va a hacer falta de una gobernanza global con la OMS como secretaría técnica pero que requiere de líderes globales, el Perú no debe estar ausente de esta discusión y de las gestiones que permitan llegar primero a los que más lo necesitan, estamos ante una amenaza a la seguridad sanitaria global y debemos actuar en consecuencia", afirma.

Gozzer resalta que muchas de las vacunas desarrolladas a nivel mundial tienen "altas probabilidades" de no pasar las fases de prueba, ya que se calcula que 1 de cada 100 va a terminar aplicándose a los grupos objetivos. "En palabras sencillas, 'no todo lo que brilla es oro'.

"En estos momentos la búsqueda de sustancias para tratar o prevenir la COVID-19 ha llevado a algunos países –en su afán de ayudar- a aprobar y difundir esquemas de tratamiento que pueden resultar inefectivos o incluso producir efectos adversos serios. Ciertamente, no podemos esperar a que pase la pandemia para actuar; por ello esos productos pueden utilizarse en estudios bien diseñados que permitan conocer si son realmente efectivos y seguros y también se puede hacer lo que se denomina un “uso compasivo” para cada caso y de acuerdo a los estadíos de la enfermedad, lo que no es aceptable es que se distribuyan masivamente fármacos para cuyo efecto y seguridad no existe evidencia. Lamentablemente, no existen soluciones instantáneas o 'balas mágicas'", menciona. 

En ese escenario, ¿cuándo podría usarse en el Perú? El doctor Gozzer explica que podrían utilizarse en nuestro país tras recibir "la aprobación de un organismo regulador certificado por los países que el Perú clasifica como países de alta vigilancia, es decir que garantizan la idoneidad del producto", siendo los organismos más conocidos la Food and Drug Administration (FDA) de Estados Unidos y la European Medicines Agency (EMA) de la Unión Europea. Esto podría tardar algunos meses más después de su aprobación.

 

LAS VACUNAS EN PRUEBAS CLÍNICAS ALREDEDOR DEL MUNDO

De acuerdo con la OMS (con datos al 2 de julio), hay 21 vacunas en fases clínicas a nivel mundial. De este número, solo una cuenta con la aprobación para su uso restringido en humanos: la vacuna de la empresa CanSino Biologicals que trabaja en asociación con el Instituto de Biología de la Academia de Ciencias Médicas Militares de China.

En esta carrera contra el tiempo, algunos laboratorios y grupos científicos han optado por realizar fases combinadas al mismo tiempo. 

Estas son las 21 vacunas que iniciaron pruebas clínicas (en humanos) en el mundo:

FASE 1

1. MODERNA/ NIAID

La vacuna de la compañía estadounidense inició fases 1 y 2 combinadas. Además, considera iniciar ensayos de fase 3 en julio y afirma que podría tener dosis listas a inicios de 2021.

2. BIONTECH/ FOSUN PHARMA/ PFIZER

La compañía alemana BioNtech en colaboración con laboratorios Pzifer también ha iniciado fases 1 y 2 combinadas. BioNTech ha colaborado con Pfizer y la compañía china Fosun Pharma, anunciaron que todos los voluntarios de su ensayo de fases 1 y 2 produjeron anticuerpos para SARS-CoV2. Entre los efectos secundarios se registraron trastornos de sueño y dolor en los brazos.

3. IMPERIAL COLLEGE LONDON

En fases 1 y 2 combinadas, los investigadores del Imperial College de Londres iniciaron los ensayos clínicos el pasado 15 de junio. Además, trabajarán en asociación con la compañía Morningside Ventures para fabricar y distribuir las vacunas, junto a empresa farmacéutica VacEquity Global Health.

4. ZYDUS CADILA

La empresa india también inició ambas fases (1 y 2) combinadas, información que anunciaron el pasado 3 de julio.

5. OSAKA UNIVERSITY/ ANGES/ TAKARA BIO

La compañía japonesa de biotecnología en asociación a la Universidad de Osaka y la empresa Takara Bio, inició fases 1 y 2 combinadas el pasado 30 de junio.

6. INOVIO PHARMACEUTICALS/ INTERNATIONAL VACCINE INSTITUTE

La compañía estadounidense anunció el pasado 30 de junio que en los datos preliminares de la fase 1 de su vacuna no encontraron efectos adversos graves en 34 de 36 voluntarios. La empresa anunció que comenzará este mes con las pruebas de las fases 2 y 3.

7. CUREVAC

La compañía, con investigación en Alemania, inició los ensayos de la fase 1. De acuerdo con la empresa, en su sede del país europeo pueden generar cientos de millones de dosis de su vacuna en un año.

8. GENEXINE CONSORTIUM

La compañía coreana inició las pruebas de fase 1 y espera iniciar los ensayos fase 2 en septiembre próximo.

9. PEOPLE'S LIBERATION ARMY (PLA)/ ACADEMMY OF MILITARY MEDICAL SCIENCE/ VALVAX BIOTECH

La Academia de Ciencias Médicas Militares, la empresa Suzhou Abogen Biosciences y la compañía Walvax Biotechnology anunciaron el inicio de los ensayos en fase 1. De acuerdo a sus resultados de fases preclínicas, la vacuna mostró efectos protectores.

10. GAMALEYA RESEARCH INSTITUTE

El instituto de investigación ruso inicio pruebas en fase 1 en junio pasado.

11. NOVAVAX

En mayo de 2020, la empresa con sede en Maryland, inició los ensayos de fase 1 y 2 combinadas.

12. CLOVER BIOPHARMACEUTICALS INC./ GSK/ DYNAVAX

Esta vacuna se encuentra en fase 1 de ensayos clínicos y se administra- en las pruebas de seguridad- junto a adyuvantes fabricados por la empresa farmacéutica británica GSK y la compañía estadounidense Dynavax.

13. ANHUI ZHIFEI LONGCOM BIOPHARMACEUTICAL/ INSTITUTE OF MICROBIOLOGY/ CHINESE ACADEMY OF SCIENCES

En junio pasado la compañía inició ensayos en fase 1 en China, en asociación de la Academia China de Ciencias Médicas.

14. VAXINE PTY LTD/ METYTOX

La compañía australiana inició pruebas en fase 1 en julio. 

15. SINOVAC

La empresa privada china inició sus ensayos en fase 1 y 2 combinadas en junio de 2020. La empresa está preparando ensayos de fase 3 en China y Brasil.

16. BHARAT BIOTECH/ THOMAS JEFFERSON UNIVERSITY

La compañía india Bharat Biotech en colaboración con el Consejo Indio de Investigación Médica inició las fases 1 y 2 de ensayos clínicos combinados en julio. De acuerdo con Consejo, se prevé que la vacuna estaría lista para uso público el 15 de agosto. Sin embargo, se cree que este objetivo podría tardarse un tiempo más.

FASE 2

1. INSTITUTE OF MEDICAL BIOLOGY/ CHINESE ACADEMY OF MEDICAL SCIENCES

Los investigadores iniciaron ensayos de fase 2 en junio pasado.

FASE 3

1. UNIVERSIDAD DE OXFORD/ ASTRAZENECA

La compañía británica-sueca AstraZeneca en colaboración con la Universidad de Oxford ha dividido sus ensayos en dos partes: en Inglaterra están en la fase 2 y 3 combinadas, mientras que en Brasil ya se encuentran en la fase 3 de ensayos clínicos.

2. WUHAN INSTITUTE OF BIOLOGICAL PRODUCTS/ SINOPHARM

La compañía estatal china Sinopharm inició los ensayos clínicos de fase 3 en junio pasado y será probada en los Emiratos Árabes Unidos.

CON APROBACIÓN

1. CANSINO BIOLOGICAL INC./ BEIJING INSTITUTE OF BIOTECHNOLOGY

La primera vacuna china en recibir la aprobación para su uso restringido en humanos es la desarrollada por la compañía CanSino, en asociación con el Instituto de Biología de la Academia de Ciencias Médicas Militares del país. Si bien los datos de los ensayos en fase 2 aún no han sido publicados, el ejército chino explicó que los resultados demostraron la respuesta inmune de la vacuna, por lo que será probada en militares.