¿Cuáles son las enfermedades renales más comunes?

Todos los 14 de marzo se celebra el día mundial del riñon Día Mundial del Riñón. Se estima que tres millones de peruanos tienen algún grado de enfermedad renal crónica.

Don José Quijandría Oliva (67), nunca imaginó que padecer de presión arterial elevada lo llevaría a ser uno de los 3 millones de peruanos diagnosticados con enfermedad renal crónica. Desde la Unidad de Hemodiálisis del Hospital Cayetano Heredia, nos cuenta que no hubo malestar, ni dolor alguno para sospechar que algo andaba mal en sus riñones.

"Yo siempre sufría de la presión alta, pero no le di importancia, no tomaba la medicación porque no tenía molestias, ahora estoy pagando las consecuencias de mi descuido", dijo.

INSUFICIENCIA RENAL

La insuficiencia renal crónica que aqueja a Don José es una de las enfermedades más frecuentes que afectan a los riñones.  Los principales factores de riesgo para desarrollarla son la diabetes, la obesidad y la hipertensión, aunque algunas veces puede ser heredada.

Existen otras causas de insuficiencia renal, como las enfermedades autoinmunes como el lupus; anomalías congénitas del riñón, golpes fuertes en el órgano, cálculos y el consumo abusivo de algunos medicamentos, como ciertos analgésicos, explicó a RPP Noticias el doctor Cristian León, representante de la Sociedad Peruana de Nefrología y médico del citado hospital.

También mencionó que se trata de una enfermedad irreversible en la que ambos riñones pierden la capacidad de filtrar las sustancias tóxicas de la sangre; causa el deterioro paulatino del organismo hasta llegar a la muerte.

"Cuando una persona pierde el 85% de la función de sus riñones necesitan diálisis o trasplante para vivir", añadió.

León señaló que para diagnosticar una infección renal a tiempo se pueden requerir hasta dos exámenes de orina para detectar la albumina, una proteína que los riñones no pueden filtrar cuando fallan; y otro para determinar la depuración de la creatinina, un compuesto que sirve para medir la tasa de filtración. Otros estudios que pueden aportar datos sobre insuficiencia renal crónica son la tomografía o la resonancia magnética.

CÁLCULOS RENALES

La funcionalidad del riñón también suele verse afectada por los cálculos renales, pequeños cristales o piedritas que se forman debido a los hábitos alimenticios basados en comida chatarra y ricos en sal, así como el bajo consumo de agua.

Estos cálculos pueden crecer mucho y obstruir el riñón. El principal síntoma es el dolor intenso que comienza de manera repentina por encima de la cintura, el mismo que puede ir acompañado de náuseas y sangrado al orinar.

Generalmente, los cálculos más pequeños no producen síntomas y en ocasiones son descubiertos por casualidad mientras se están formando mediante la realización de un análisis de orina. También se pueden detectar con los métodos de diagnósticos de imágenes como la ecografía o la tomografía computada.

"Estudios científicos han demostrado que los jugos naturales de fruta como la piña, la manzana o los arándanos, ayudan a desintegrar estos cálculos para luego ser expulsados con normalidad a través de la orina", indicó el doctor León.

Sin embargo señaló que cuando los cálculos tiene gran tamaño, lo normal es que se recurra a una intervención laser o quirúrgica.

Si bien los tratamientos para enfrentar estos males han mejorado los últimos años, ofreciendo años de calidad de vida a pacientes, lo mejor es prevenir. Siga una dieta balanceada y hágase chequeos oportunos, por lo menos dos veces al año.

PREVENCION PARA AMBAS ENFERMEDADES

- Mantenga su presión arterial en el nivel establecido por el médico y consumir menos de 1,500 miligramos de sal por día.
- Si hay diabetes, controlar el nivel de glucosa en la sangre.
- Mantener el colesterol dentro de los niveles recomendados a través de la dieta, con actividad física, medicamentos y manteniendo un peso saludable.
- El consumo recomendado de agua debe ser de 2 litros por día.
- Se deben tomar los medicamentos siguiendo las indicaciones del especialista. Nunca automedicarse.
- Hay que tomar medidas para dejar de fumar. El tabaquismo puede agravar el daño de los riñones.
- Es necesario adelgazar si se tiene obesidad. La obesidad obliga a los riñones a trabajar de más.
- Bajar de peso ayuda a que los riñones funcionen por más tiempo en buenas condiciones.

DATOS

- Alrededor de 3 millones de peruanos padecen de algún grado de enfermedad renal crónica.
- Se estima que 30 mil peruanos tienen enfermedad renal en etapa terminal y requieren de diálisis o trasplante para poder vivir.
- Solo 10 mil peruanos con enfermedad renal en etapa terminal recibe diálisis.