Día Mundial contra el Cáncer: ¿Qué exámenes preventivos debemos realizarnos de acuerdo a nuestra edad?

El cáncer sigue siendo el grupo de enfermedades que más mortalidad causa entre los peruanos, según cifras del Ministerio de Salud (Minsa) al 2018. Este 4 de febrero se conmemora el Día Mundial contra el Cáncer, una fecha en la que resaltamos la importancia de las pruebas de despistaje temprano frente a las neoplasias.

El cáncer sigue siendo el grupo de enfermedades que más mortalidad causa entre los peruanos, según cifras del Ministerio de Salud (Minsa) al 2018. | Fuente: EFE

En el Perú se registran más de 69 849 casos de cáncer nuevos, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Afortunadamente, para algunos tipos de neoplasias existen pruebas de despistaje temprano que incrementan las posibilidades de sobrevivencia, entre ellos próstata, mama, cuello uterino, estómago y colorrectal, los cinco tipos de cáncer más frecuentes en el país, de acuerdo a cifras del reporte Globocan 2020, elaborado por la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer.

En el caso de los hombres, los cinco tipos de cáncer más frecuentes (excluyendo el cáncer de piel no melanoma) son próstata, estómago, colorrectal, linfoma (no Hodgkin) y leucemia. En el caso de las mujeres, en el país, los cinco tipos de neoplasia más frecuentes son cáncer de mama, cuello uterino, estómago, colorrectal y tiroides.

El doctor Daniel Enríquez, médico oncólogo de la Clínica Delgado y del Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN), resalta que “tratar el cáncer a tiempo es sinónimo de curación”.

“Existen tipos de cáncer que si son encontrados de forma temprana disminuyen sus secuelas, aumentan sus posibilidades de supervivencia y, además, disminuyen los costos relacionados al tratamiento”, menciona.

Enríquez explica que las guías internacionales de tamizaje “son muy variables, sobre todo, de acuerdo a factores de riesgo como consumo de cigarro, exposición a tóxicos ambientales, antecedentes de cáncer familiar o hereditario”.

Por lo general, se acepta que los varones iniciaron sus controles a los 50 años si es que no tienen factores de riesgo. En las mujeres, con chequeos desde los 21 años sobre todo por cáncer de cuello uterino. Debemos recalcar que el tamizaje se hace solamente para pacientes que no tienen síntomas o no presentan algún tipo de hallazgo incidental. Estas recomendaciones siempre cambian cuando un paciente tenga algún síntoma o algún signo de alarma o sospecha de alguna neoplasia”, explica.

El doctor Enríquez menciona que existen neoplasias, como las que se originan en la sangre, donde la prevención no tiene impacto por lo general”.

“Estas enfermedades no logran ser diagnosticadas en los tamizajes y tampoco en los estudios de prevención puesto que tienen una presentación brusca o aguda. En ellos, la principal estrategia para mejorar su pronóstico y obtener mayor eficacia es hacer el diagnóstico temprano y el tratamiento oportuno. Estas enfermedades, por lo general, típicamente afectan a las personas por encima de los 60 años con un mayor predominio de los varones y pueden ser incluso confundida con algunas alteraciones propias de la edad u otras enfermedades. Dentro de estas enfermedades hematológicas se encuentra el linfoma y el mieloma múltiple”, sostiene.

CÁNCER DE PRÓSTATA

Por su parte, Marco Villena, oncólogo de Clínica Internacional, explica que, en los varones, los tipos de cáncer que causan la mayor mortalidad son el de pulmón, de próstata, de colon y de estómago. 

“El control del cáncer en general tiene dos componentes fundamentales: la prevención y la detección temprana. Cuando tenemos una dieta saludable, cuando evitamos fumar y cuando tratamos algunas infecciones podemos prevenir hasta el 40% de todos estos tipos de cáncer. Cuando el paciente acude tempranamente a buscar un médico ante cualquier síntoma que le llame la atención o cuando hacemos algunas pruebas en gente sana y sin síntomas, pruebas que llamamos de despistaje, y podemos detectar lesiones precancerígenas o casos de cáncer en etapas iniciales, podemos curar a un tercio más de los pacientes que de otra manera, lamentablemente, no hubiéramos podido tratar en forma exitosa”, indica.

Villena agrega que debemos dejar en claro que el cáncer puede aparecer a cualquier edad, “por lo tanto sea la edad que tengas, si tienes síntomas inexplicables como pérdida de peso, palidez, aparición de sangre en las heces, estreñimiento que de pronto no lo tenías antes, dolor toráxico, tos persistente, molestias o incremento en la frecuencia para orinar y cualquier otro síntoma como manchas en la piel o pequeñas lesiones o tumores, o ganglios grandes que aparezcan, no debes dudar en acudir rápidamente a tu médico”.

“Si eres una persona que aparentemente no tiene ningún problema, ningún síntoma, y ya superaste los 50 años, entonces debes saber que a partir de esta edad comienzan a crecer los casos nuevos de cáncer y se deben realizar algunas pruebas, aun estando aparentemente sano”, menciona.

Víctor Machuca, urólogo oncólogo, resalta que la importancia de los exámenes preventivos en cáncer “radica justamente en diagnosticar la enfermedad a tiempo”.

El cáncer es una enfermedad que si se diagnostica en etapas tempranas puede curarse. Los exámenes preventivos están destinados justamente a identificar la enfermedad del cáncer en sus inicios, en etapas tempranas cuando no se ha extendido a otras partes del cuerpo y puede ser curado con un tratamiento oportuno y adecuado”, explica.

En el caso del cáncer de próstata, Machuca resalta que “es muy importante saber desde qué edad debe iniciarse su chequeo o despistaje”.

“Los varones que tienen mayor riesgo de desarrollar este tipo de cáncer, como los son los pacientes que tienen antecedentes familiares de cáncer de próstata en primer o segundo grado, que presentan algunas alteraciones de conmutación genéticas o las personas que pertenecen a la etnia afroamericana, deben iniciar su despistaje a partir de los 40 años”, finaliza.

Las pruebas de despistaje temprano son la mejor arma médica frente al cáncer. Cuidar de tu salud es vital.

COSTO ECONÓMICO DEL CÁNCER

El cáncer, además de imponer estrés emocional a las familias también implica un fuerte desembolso financiero para su tratamiento, tal es así que un tratamiento para el cáncer de mama - uno de los tres principales tipos de cáncer que se presentan en el país - oscila entre los S/11,000 y los S/540,000, dependiendo de la evolución o estadio de la enfermedad.

Eduardo Chávez de Piérola, gerente legal de la Asociación Peruana de Empresas de Seguros - APESEG, señaló que “cada año hay más casos de cáncer, tal es así que el número de personas que están sobrellevando esta enfermedad a nivel mundial ascendió a más de 19 millones en el mundo en el 2020”.

El representante gremial agregó que, dependiendo de la severidad del caso, los montos para un tratamiento de cáncer son sin duda inaccesibles para un gran porcentaje de la población, por eso la importancia de contar con un seguro oncológico que permita realizar exámenes preventivos y de detectarse la enfermedad, acceder oportunamente al tratamiento con probabilidades importantes de superar este mal. Un seguro oncológico privado puede costar desde los 30 soles mensuales dependiendo de la cobertura elegida, la edad del asegurado, sus hábitos (como el ser fumador o no).