Temer comió parrillada con embajadores en medio de escándalo de carne podrida

El viernes se descubrió que algunas empresas brasileras usaban químicos para mejorar el aspecto de la carne y venderla pasada su fecha de expiración.

El presidente de Brasil, Michel Temer, recibió el domingo a un grupo de embajadores de países importadores de carne brasileña para explicarles las medidas adoptadas tras el escándalo de adulteración de ese producto.

Una mafia de adulteración de carne fue desarticulada el viernes en una vasta operación de la Policía Federal, en las que se detuvo a una treintena de agentes públicos y directivos de empresas implicados en el caso.

Sus prácticas implicaban el uso de químicos para mejorar el aspecto de la carne, la alteración de las fechas de validez o la inclusión de alimentos no adecuados para el consumo en la elaboración de embutidos, entre muchas otras irregularidades.

Sector clave. Según datos oficiales, Brasil es el mayor exportador mundial de carne bovina y de pollo y el cuarto en el segmento de porcina. Las ventas externas de esos tres sectores representaron el año pasado el 7.2 % de dicho comercio, con unos 11,600 millones de dólares. (EFE)

El presidente de Brasil se banqueteó con carnes. | Fuente: AFP
¿Qué opinas?