AFP
Los afiliados que pueden acceder al régimen REJA no pueden solicitar el retiro de hasta S/ 17,600 de sus fondos de pensiones. | Fuente: Andina

Un total de 258,633 afiliados de las AFP accedieron al Régimen Especial de Jubilación Anticipada (REJA) hasta diciembre del 2020, según informó la Dirección de Mercados de Seguros y Previsional Privado del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Al jubilarse el 92% de esos afiliados, equivalente a 237,923 personas, optaron por solicitar el 95.5% de sus fondos y no recibirlo como una pensión.

Mientras que solo un 8% de los que aplicaron al REJA (20,650 personas), prefirieron acceder a una pensión de jubilación.

La mayoría de estos afiliados tenía una edad promedio de 56 años de edad al momento de jubilarse. Se calcula que, en su mayoría, las mujeres se acogen a este régimen a los 54 años y los hombres a los 58 años.

“Ello evidencia que los afiliados al Sistema Privado de Pensiones (SPP) se jubilan posteriormente a la edad mínima estipulada para el REJA: hombres a los 55 años y mujeres a los 50 años”, dijo Miguel Rivera, director de Mercados de Seguros y Previsional Privado del MEF ante la Comisión de Economía del Congreso.

Con esto indicó que las personas están tratando de mantenerse activos laboralmente la mayor cantidad de tiempo posible y consideró que los proyectos que plantean reducir la edad de acceso al REJA trasladarán el riesgo de longevidad y de retorno a los afiliados.

Cambios en el REJA que plantea el Congreso

Hace dos meses la Comisión de Trabajo del Congreso aprobó por unanimidad el proyecto de ley que propone cambios al régimen REJA de las AFP. Por el momento la propuesta aún no ha pasado al Pleno del Congreso.

La iniciativa reduciría la edad mínima para aplicar a esta modalidad de jubilación, estableciendo 50 años tanto para hombre como mujeres.

Además, también se eliminaría el requisito que exigía que los afiliados se encuentren desempleados por 12 meses consecutivos o más.

Según indica el funcionario del MEF, el riesgo de longevidad se genera cuando el afiliado agota sus propios recursos para financiar su vejez y cae en situación de pobreza antes de su fallecimiento.

En tanto, el riesgo de retorno sucede cuando el afiliado no logra la rentabilidad esperada por la gestión individual de su fondo. Rivera señala que reducir la edad de jubilación genera menos posibilidades de acceder a mejores pensiones.

Sepa más: