Cory Monteith
Cory Monteith murió, a los 31 años, el 13 de julio del 2013 en Canadá. | Fuente: EFE

Cuando "Glee" aún estaba al aire y sus protagonistas disfrutaban de su éxito, el show sufrió uno de sus golpes más duros: el actor Cory Monteith falleció. Fue el 13 de julio del 2013 -han pasado siete años- y una nueva tragedia enluta a los fans de la serie, hoy se confirmó la muerte de Naya Rivera, a los 33 años, después de desaparecer en un lago.

Monteith falleció, a los 31 años, en Vancouver (Canadá) después de sufrir una intoxicación por drogas y alcohol. Él fue internado, varias veces, en rehabilitación debido a su problema con las drogas. La última vez que ingresó a un centro fue unos meses antes de su deceso.

Desde joven pasó por diferentes establecimientos de salud para recuperarse. “Quiero estar mejor”, dijo alguna vez. Su muerte hizo que sus familiares y amigos busquen una señal que les ayude a entender por qué siempre recaía.

Creo que en la vida hay que ser amable con todo el mundo, tratar de sonreír siempre y apreciar las cosas, ya que nunca sabemos en qué segundo se nos puede ir todo", aseguró el actor que interpretó al bonachón Finn Hudson en "Glee".

Lastimosamente, los demonios de Cory Monteith lo encontraron una vez más y acabó con su vida un 13 de julio, hace siete años.

GOLPE DURO PARA SUS DOS FAMILIAS

La noticia de su muerte estremeció al mundo. Sus dos familias quedaron destrozadas. La primera, la de sangre, que lo acompañó cuando a los 12 años tuvo que luchar contra las drogas por primera vez; y la segunda, la de "Glee", con quienes compartió la fama.

"Estamos realmente devastados por esta trágica noticia. Cory era un talento excepcional y una persona aún más extraordinaria. Fue un placer trabajar con él y vamos a extrañarlo tremendamente. Nuestros pensamientos y plegarias están con su familia y sus seres queridos", expresaron en un comunicado los productores de la serie.

Cuatro días después de su muerte, Cory Monteith fue cremado y sus cenizas fueron esparcidas en varios lugares de Vancouver que a él siempre le gustaron. Su padre no fue invitado a la cremación ya que no se llevaban bien.

Siempre he amado a mis hijos y voy a extrañar mucho a Cory. Estoy muy triste por el hecho de que no pude ver a mi hijo antes de que fuese incinerado”, comentó Joe Monteith en una entrevista.

LA TRISTEZA DE LEA MICHELE

Lea Michele, actriz de "Glee", también fue pareja de Cory. Ella quedó devastada por la muerte de su novio. Con el tiempo, salió adelante.

Los productores pensaron en terminar la serie con la cuarta temporada con un homenaje. Sin embargo, Lea no lo permitió. ¿La razón? Era la única manera de que su recuerdo siga vivo.

"Si ella me hubiese dicho que no podía seguir, todo se hubiese terminado, pero no es así como Lea funciona. Ella maneja las situaciones con gracia y humildad y quiso continuar. Nunca conocí a una mujer de 26 años tan fuerte", aseguró Ryan Murphy, el creativo de "Glee". Sus compañeros aún piensan en él y su familia dice que “ha dejado un gran vacío”.