Ignacio Alva y la comunidad conservando el complejo Ventarrón

Ignacio Alva obtuvo el tercer lugar del Premio Integración por su proyecto de inclusión social que promueve la conservación y revaloración de nuestro legado histórico presente en el Centro Arqueológico ´El Ventarrón´.
Medalith Rubio

En su afán por conservar, culturizar y revalorar nuestro patrimonio el arqueólogo Ignacio Alva emprendió en el 2007 el proyecto arqueológico Ventarrón, con la finalidad de preservar la huaca que alberga  el templo más antiguo de la cultura Mochica, ubicada en la zona de Pomalca , en la región Lambayeque.

“Ventarrón constituye el complejo ceremonial más extenso e importante de la región Lambayeque durante el periodo pre cerámico. Es el templo más antiguo del norte del Perú donde comenzó la cultura y la civilización”, precisó.

Para el joven arqueológo Ignacio Alva la arqueología no solo es conservar un patrimonio sino comprometer a toda la comunidad  con ese propósito  motivó la formación de la Asociación Civil Pro - Ventarrón. A través de charlas, capacitaciones involucrando a los pobladores de la zona.

Atras quedaron los días en que los pobladores saqueaban el inhóspito lugar para vender los objetos que encontraban. Gracias al programa desarrollado por Ignacio, con participación de la población, se ha conseguido rescatar este patrimonio cultural.

Aprovechando el potencial y características del complejo, Alva convirtió este olvidado paraje en un complejo cultural que atrae el interés de propios y extraños.

Visítenos en: http://www.facebook.com/PremioIntegracionRPP