Vacuna Moderna
Fotografía del desempaque de una caja refrigerada especial de vacunas Moderna COVID-19. | Fuente: AFP

Israel recibirá este miércoles un primer lote de vacunas contra el coronavirus de la farmacéutica estadounidense Moderna, mientras el país continúa con una veloz campaña de vacunación que tiene riesgo de ralentizarse por falta de suministros.

"El primer envío de vacunas de Moderna llegará mañana", anunció esta tarde el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, cuando empresas sanitarias del país habían anunciado una suspensión en el proceso por falta de suministros en la campaña de vacunación que lidera el ranking mundial.

Las vacunas de la compañía norteamericana, ya autorizadas en Israel, se destinarán a inocular a personas que no puedan ir a los centros donde se administra y a los que estén aislados, añadió en un comunicado, sin concretar cuántas dosis llegarán.

Según la televisión pública Kan, Moderna tiene previsto entregar dos cargamentos con un total de 300.000 vacunas en los próximos días, y la mitad de estas se proporcionarán este jueves.

La empresa pactó proveer a Israel con unos seis millones de dosis e inicialmente se estimó que los suministros llegarían entre marzo y abril, pero Netanyahu quiere acelerar al máximo su llegada para que la campaña de inoculación no se pare y tenga efecto cuánto antes.

"Estoy trabajando para traer millones de vacunas adicionales a los ciudadanos de Israel para que podamos salir de la pandemia de coronavirus de una vez por todas", reiteró hoy.

En poco más de dos semanas, el país suministró la primera dosis de la vacuna de Pfizer a más del 15% de la población -de unos nueve millones- y tiene el promedio de inoculados por habitante más alto del mundo.

Llegó a cifras superiores a 150.000 vacunaciones diarias, y ayer comenzó a administrar la segunda dosis necesaria para la inmunidad.

Sin embargo, medios locales señalaron que en los próximos días se debería reducir el ritmo para mantener las reservas requeridas para los ciudadanos que ya recibieron la primera dosis y están pendientes de la segunda.

Clalit, la mayor compañía sanitaria de Israel que atiende a cerca de la mitad de los ciudadanos, anunció ayer la suspensión de nuevas primeras dosis hasta haber inoculado la segunda a los ya vacunados, según el digital Ynet.

Todo ello se produce mientras Israel acumula una alta tasa de contagios: ayer registró más de 8.000 casos nuevos por segundo día consecutivo, una cifra sin precedentes desde el pasado septiembre.

Ante el aumento, el Gobierno endurecerá el confinamiento vigente a partir de este jueves a medianoche, lo que implicará el cierre total del sistema educativo y de todos los comercios no esenciales por lo menos durante dos semanas.

Israel entró en su tercer cierre nacional el 27 de diciembre, pero hasta ahora las autoridades no consiguieron contener el continuo incremento de contagios y están muy lejos de reducir los casos a unos mil diarios, la meta que marcaron para levantar restricciones.

El país acumula más de 462.000 positivos y 3.512 fallecidos desde el inicio de la pandemia.

Su sistema hospitalario está cada vez bajo más presión, con 887 pacientes ingresados en condición grave y el 40% de las salas de medicina interna dedicadas únicamente a enfermos de coronavirus. 

(Con información de EFE)

NUESTROS PODCASTS


"Espacio Vital": En este programa el Dr. Elmer Huerta explica si contamos con suficiente oxígeno medicinal para enfrentar la segunda ola de la COVID-19. El Dr. Percy Minaya, médico infectólogo, alerta que no habría el abastecimiento suficiente para atender todos los casos.