El senador republicano John McCain instó al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a que rechace un plan presupuestario de 410.000 millones de dólares que debate el Senado porque, a su juicio, contiene gastos que despilfarran los fondos públicos.

 

El Senado debate desde la semana pasada el proyecto de ley de gastos para el año fiscal 2009 y que, entre otros elementos, incluye fondos para la Iniciativa Mérida, modifica las restricciones de viaje a Cuba y anula un programa piloto que permite la libre circulación de camiones mexicanos por el territorio nacional.

 

Durante un discurso en el pleno del Senado, McCain reiteró su oposición a la iniciativa porque, aseguró, contiene "nueve mil" proyectos por cerca de 8.000 millones de dólares completamente "ajenos" al presupuesto para el año fiscal en curso.

 

El senador de Arizona se refirió a los gastos ya comprometidos, conocidos en la jerga política en inglés como "earmarks", que autorizan fondos para proyectos específicos en cada distrito electoral, y que se suelen incluir en las legislaciones para recabar más apoyo político al proyecto de ley.

 

Al enfatizar que EE.UU. afronta una "grave crisis económica desde la Gran Depresión", puso de ejemplo de esos gastos excesivos los 1,7 millones de dólares destinados a investigar el hedor de los cerdos en Iowa.

 

"Tenemos que acabar con esta práctica (de proyectos especiales)... los estadounidenses votaron por un cambio y no están obteniendo un cambio", se quejó.

 

Para McCain, las disposiciones sobre Cuba o los camiones mexicanos -que podrían desatar represalias de México- son "temas legítimos" que merecen por sí solos un amplio debate en el Congreso y no tienen que estar ocultos en un proyecto de ley presupuestario.

 

EFE