Un perro se convirtió en 'héroe' al rescatar a un bebé que había sido enterrado vivo por su madre

Ping Pong es un perro que solo puede usar tres de sus patas tras un accidente, pero eso no le impidió salvar a un bebé que había sido enterrado por su madre en una aldea de Tailandia. El menor fue rescatado y se encuentra en buen estado de salud.

El dueño de Ping Pong lo describió como un compañero leal y obediente. | Fuente: Khaosod

Un perro se convirtió en el héroe de una aldea en el norte de Tailandia tras rescatar a un bebé recién nacido que había sido enterrado vivo, presuntamente por su madre adolescente.

Según la BBC, se trata de Ping Pong a quien su dueño, Usa NIsaikha, encontró ladrando y escarbando en un espacio de la aldea de Ban Nong Kham. Cuando llegó al lugar vio una de las extremidades del recién nacido.

De inmediato junto a la ayuda de los vecinos trasladaron al recién nacido a un hospital, donde los doctores lo limpiaron y aseguraron que se encontraba en buen estado de salud.

Arrepentemiento

La madre es una adolescente de 15 años, quien intentó ocultar su embarazo a sus padres. Ella se mostró arrepentida por su acción y ahora será investigada por abandono infantil e intento de asesinato.

Ahora la adolescente se encuentra bajo el cuidado de sus padres y de un psicólogo. Sus padres decidieron criar al bebé.

Un compañero leal

Nisaikha comentó que Ping Pong perdió el uso de una de sus patas luego de que un auto lo atropellara.

“Me quedé con él porque es muy leal y obediente, y siempre me ayuda cuando voy al campo a atender mi ganado. La aldea entera lo quiere, es increíble”, comentó al diario tailandés Khaosod Newspaper.

Sepa más:
¿Qué opinas?