Justicia elevó condena a La Manada, los hombres que violaron en grupo a joven en fiesta de España

El Tribunal Supremo determinó este viernes que los cinco acusados de atacar a una joven durante la fiesta de San Fermín de 2016 cometieron una violación grupal. Con eso, los ahora sentenciados ingresarán a prisión en los próximos días.

El Tribunal Supremo determinó que los jóvenes realizaron una violación en grupo.
El Tribunal Supremo determinó que los jóvenes realizaron una violación en grupo. | Fuente: Composición | Twitter

El Tribunal Supremo de España elevó de nueve a quince años la condena para los cinco miembros de La Manada, quienes violaron en grupo a una joven durante la fiesta de San Fermín en 2016. Así, la justicia determinó que los señalados no cometieron abuso sexual sino una violación.

Los magistrados decidieron aplicar dos agravantes a la sentencia: trato vejatorio y actuación conjunta de dos o más personas. La decisión del Supremo implica que la condena ya es firme y los acusados tendrán que ingresar en prisión en los próximos días. José Angel Prenda, Alfonso Jesús Cabezuelo, Ángel Boza, Antonio Manuel Guerrero y Jesús Escudero permanecen detenidos.

Según informó El País, Manuel Guerrero fue sentenciado a dos años más de prisión por el hurto del móvil de la víctima. Además, todos están obligados a pagar una reparación civil de 100 mil euros a la joven. "El relato fáctico describe un auténtico escenario intimidatorio, en el que la víctima en ningún momento consiente a los actos sexuales llevados a cabo por los acusados", señaló el tribunal mediante un comunicado.

El Supremo cree que la víctima sufrió una "situación intimidante" que hizo que ella tuviera una actitud de “sometimiento” y así hacer todo lo que le pidieran. Los magistrados consideran que los acusados se "aprovecharon" de estas circunstancias para atacar a la joven, que sufrió al menos "diez agresiones sexuales con penetraciones bucales, vaginales y anales".

La decisión del Supremo va en la línea de lo que habían reclamado no solo las acusaciones, sino también los colectivos de mujeres, numerosos juristas y hasta los partidos políticos desde que la Audiencia Provincial dictó el primer fallo, en abril de 2018.