Asalto con toma de rehenes a banco de Río de Janeiro dejó dos muertos

Un agente de la Policía Militar y un asaltante murieron en el enfrentamiento. Por más de 2 horas, 36 clientes estuvieron en peligro.
El momento en el que los criminales fueron reducidos por la Policía Militar. | Fuente: Facebook / Río de Nojeda

Este viernes por la tarde, 36 personas fueron tomadas como rehenes en un asalto a una oficina bancaria en el barrio de Madureira, al norte de Río de Janeiro, ciudad que afronta una grave de ola de violencia y cuya seguridad está ahora bajo control del Ejército. Tres persona muerieron en la balacera. 

Tras dos horas de tensión el Batallón de Operaciones Especiales (BOPE) de Río logró reducir a los asaltantes. El subteniente de la Policía Militar, Ubiratan Pererira dos Santos, resultó herido de bala y murió cuando era trasladado a un hospital. Uno de los cinco delincuentes murió en el intercambio de balas. Los clientes Fábio Elias Martins y Diego Wallace, resultaron heridos de bala y fueron socorridos.  

Momento da prisão dos criminosos e libertação dos reféns, em Madureira. O subtenente da Polícia Militar, Ubiratan Pereira dos Santos, chegou a ser levado ao Hospital Estadual Carlos Chagas mas não resistiu aos ferimentos e morreu. Além dele, um dos cinco criminosos também morreu. Dois dos clientes, o Fábio Elias Martins e Diogo Wallace também foram baleados e socorridos na mesma unidade hospitalar. No total eram 36 reféns.

Publicado por Rio de Nojeira en viernes, 2 de marzo de 2018

Momentos de tensión

En la primera hora, la Policía Militar estableció un perímetro de seguridad y trató de negociar con los asaltantes para que liberen a todos los retenidos, algunos de los cuales pudieron salir, entre ellos mujeres y niños. Los agentes del orden confirmaron que la oficina bancaria pertenece al banco Santander Brasil.

Este suceso es un ejemplo más de la ola de violencia que atraviesa desde hace meses Río de Janeiro y que ha llevado al presidente brasileño, Michel Temer, a decretar la intervención federal en el área de seguridad del estado de Río. Con esta decisión, la seguridad en Río quedará hasta finales de este año en manos del Ejército, con el objetivo de reducir los altos índices de violencia que en 2017 alcanzaron 6.731 homicidios, entre ellos más de cien policías y una decena de menores por "balas perdidas". (Con información de EFE)

Se prohibió a los ciudadanos salir de sus casas y lugares comerciales cercanos al banco. | Fuente: Facebook / Rio de Nojeira
Sepa más:
¿Qué opinas?