Alemania
La Policía alemana detuvo al sospechoso en Tübingen, al sur del país europeo. | Fuente: EFE

La Fiscalía Federal alemana comunicó hoy la detención de un sirio de 25 años acusado de pertenecer al Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés), que ha quedado prisión preventiva.

Según un comunicado de la fiscalía, la policía detuvo ayer en Tübingen (sur de Alemania), a instancias del juez instructor del Tribunal Supremo, al ciudadano sirio Faisal A.H., considerado "altamente sospechoso" de haber actuado como carcelero y espía para el grupo yihadista.

La fiscalía relata que el sospechoso ingresó en 2013 en una milicia paramilitar que combatía al ejército del presidente sirio, Bachar al Asad, y que este grupo se sumó un año más tarde a ISIS.

Entonces Faisal A.H. ejerció inicialmente como carcelero de varios prisioneros acusados de trabajar para los servicios secretos de Al Asad -y que durante ese período fueron torturados-.

Después, durante unos meses, el detenido juró lealtad a ISIS y empezó a operar como espía de los vecinos de la ciudad de Tabka, según las pesquisas del juez instructor.

El sospechoso abandonó Siria a finales de 2014 y marchó a Alemania. (EFE)