Alan García fue contactado por Jorge Barata para su conferencia en Brasil, reveló su abogado

Erasmo Reyna dijo que la invitación a la conferencia que dio Alan García en Brasil en el 2012 fue hecha por Jorge Barata dado que Odebrecht ejercía entonces la vicepresidencia de la Federación de Industriales de Sao Paulo (FIESPI). Además, reveló que el exdirectivo de la constructora trajo el contrato para el pago meses después.

Alan García es investigado por el fiscal José Domingo Pérez | Fuente: EFE

Erasmo Reyna, abogado de Alan García, dijo que Jorge Barata fue quien lo contactó para dictar una conferencia en Brasil y trajo los contratos para regularizar el pago de sus honorarios dos meses después. Según dijo, en del abril de 2012 el entonces superintendente de Odebrecht se acercó a la oficina del expresidente para invitarlo a la conferencia inicialmente prevista para el 16 de mayo, pero que se aplazó hasta el 25 de mayo por temas de agenda del exmandatario.

El abogado reveló también que fue Jorge Barata quien trajo desde Brasil el contrato para regularizar su pago, dos meses después de la conferencia. “En abril ya había un contrato verbal para la presencia de Alan García en la conferencia: tema, lugar, fecha y honorarios”, declaró Erasmo Reyna en ATV Noticias.

Reyna también dijo que Jorge Barata hizo la invitación a Alan García dado que Odrebrecht ejercía la vicepresidencia de la Federación de Industriales de Sao Paulo (FIESPI), pacto sus honorarios y le indicó que el pagó lo haría esa institución. “En el trato inicial, [FIESPI fue representado por] Jorge Barata de Odebrecht. No descontextualicemos, las irregularidades y los pagos de sobornos se han conocido a partir del 2014, 2015", declaró.

Contactos con Barata

Tras la conferencia de Alan García el 25 de mayo, agregó Reyna, y ante el retraso en su pago, Ricardo Pinedo, secretario de Alan García, envío a Jorge Barata un correo, el 31 de mayo, con los datos personales de García y de su cuenta bancaria. Según la defensa del expresidente, este hecho fue informado al despacho del fiscal José Domingo Pérez en enero por Pinedo, quién se comprometió a entregar, además, los correos de las coordinaciones para la presentación y el pago de sus honorarios, pactado en 100 mil dólares.

En otro de esos correos, del 28 de junio, señaló que Ricardo Pinedo le informó a Alan García que lo llamó Jorge Barata para comentarle que venía de Brasil con el contrato para regularizar el pago de la conferencia. "Ahora sabemos que Odebrecht había generado el pago a través del estudio Spinola, pero eso no fue de conocimiento de Alan García, él ya se había desprendido del tema", dijo Reyna, quien insistió en que no se puede señalar que se trata de un acto ilícito porque su patrocinado no estuvo informado de dónde venía el dinero.

Alan García y Odebrecht

Alan García es investigado por el fiscal José Domingo Pérez, del equipo especial del caso Lava Jato en Perú, por los presuntos delitos de colusión agravada y lavado de activos. El caso del expresidente, en cuyo gobierno Odebrecht pagó sobornos por el Metro de Lima y quien ya era investigado por el caso de este megaproyecto, se agravó en noviembre del 2010 cuando se reveló que Odebrecht pagó con dinero de su caja 2 -destinada al pago de coimas- los 100 mil dólares de esta conferencia que el líder aprista dio en Sao Paulo.

A partir de esta revelación, la Fiscalía amplió la investigación y pidió impedimento de salida del país por 18 meses en su contra, medida que fue concedida luego por el Poder Judicial. Horas después de recibir esta medida, Alan García pidió asilo político en Uruguay e ingresó en la residencia del embajador de este país en Lima. Sin embargo, el Gobierno de Tabaré Vásquez acabó negándole el pedido semanas después.

El pasado 18 de enero, Marcos Grillo, exoperador de la Caja 2, ratificó a los fiscales peruanos en un interrogatorio en Brasil que el contrato de Alan García fue simulado: se firmó luego de que ya había dado la conferencia a través del estudio del abogado José Spinola. El expresidente ha dicho que esto fue por una demora en el pago de Odebrecht, un problema interno de la constructora en la que él no tuvo nada que ver, y asegura que no sabía que el dinero venía de la Caja 2. Además, insiste en que el dinero no está vinculado a ninguna coima. Spinola será interrogado el próximo 11 de marzo por esta investigación.

(Con información de Andina)

¿Qué opinas?