NIUSGEEK tiene a prueba a la Sony A7C
NIUSGEEK tiene a prueba a la Sony A7C | Fuente: RPP

Sony se ha vuelto, a pulso, en el nuevo estándar de los creadores de contenido. Hasta hace unos años, decir “uso cámara Sony” era casi una incitación al bullying, pero la marca japonesa ha demostrado que supo tomar mejores decisiones que otras firmas y hoy, con todo derecho, se ha ganado el lugar que tiene en el mundo audiovisual. Un ingreso a este mundo es la cámara que NIUSGEEK tiene a prueba: la Sony A7C.

Estas son las cosas que debes conocer del equipo:

En un tamaño compacto, Sony ha podido incluir una serie de ruedas selectoras
En un tamaño compacto, Sony ha podido incluir una serie de ruedas selectoras | Fuente: RPP

Un tamaño intermedio. Frente a la ZV-1, esta Sony A7C no parece tan desafiante. Como usuario de una Canon 70D, la reducción de proporciones de la A7C me pareció, honestamente, más natural que la misma ZV-1, en el estricto sentido del viaje de los dedos hacia las opciones y el agarre del lente. El sistema de botones es casi una réplica de todos los modelos de Sony, así que la curva de aprendizaje no es tan grave si te has mantenido fiel a la compañía japonesa. Eso sí, se agradece que el cuerpo esté sellado.

Tres ruedas y dos botones: selector de modos, ajuste del shutter y corrección de exposición.
Tres ruedas y dos botones: selector de modos, ajuste del shutter y corrección de exposición. | Fuente: RPP
El horroroso menú
El horroroso menú "no táctil" de Sony esta en este A7C | Fuente: RPP

Mandos con ausencias. A falta de una segunda rueda – solo tenemos una multifunción en la parte trasera -, Sony ha acomodado un corrector de exposición al extremo derecho y cerca al botón rojo de grabación de video, a una distancia cómoda del disparador de fotos con palanca de encendido. El selector de opciones aparece cerca de la joroba, y el botón MENU aparece muy cerca de la zapata del equipo. Lamentablemente, la pantalla no permite la interacción táctil en el menú y solo para enfoque, un clásico de Sony.

Por fin Sony nos da una cámara compacta con lentes y pantalla ajustable
Por fin Sony nos da una cámara compacta con lentes y pantalla ajustable | Fuente: RPP
La calidad de color en la pantalla es tremenda
La calidad de color en la pantalla es tremenda | Fuente: RPP

Lo bueno y lo malo de la pantalla. El color de este panel es tremendo, y cuenta con buena luminosidad bajo el sol, lo que la convierte en un compañero ideal para el video. La bisagra de la pantalla es genial, pues se adapta suavemente a cualquier posición que necesitemos. Lo malo es que, al tener el botón MENU al centro de la parte superior de la pantalla, nuestra mano roza el sensor de proximidad y cambia a modo ViewFinder, una opción que nos permite apagar la pantalla mientras acercamos el rostro. Para rematar, el ViewFinder no tiene una protección ocular, y debemos buscar una manera cómoda de evitar el ingreso de luz.

Así luce la parte superior de la Sony A7C con sus ruedas selectoras y los botones de disparo - en medio del switch de encendido y apagado - y video - el rojo -
Así luce la parte superior de la Sony A7C con sus ruedas selectoras y los botones de disparo - en medio del switch de encendido y apagado - y video - el rojo - | Fuente: RPP
Aquí luce el conector NFC para emparejamiento con el smartphone, junto a la serie de botones que suele proponer Sony para el uso de sus cámaras
Aquí luce el conector NFC para emparejamiento con el smartphone, junto a la serie de botones que suele proponer Sony para el uso de sus cámaras | Fuente: RPP

Gran trabajo con los conectores. Al tener puertas separadas más firmes, el uso de la pantalla giratoria no se interrumpe. Podemos usar el ingreso de micrófonos y no bloquea el panel. Además, contamos con puerto USB-C, micro HDMI e ingreso para SD – aunque solo uno -.

E puerto rojo de micrófonos no interrumpe el paso de la pantalla, y debajo de él van el ingreso SD, el micro HDMI, el puerto de audífonos y un puerto USB-C
E puerto rojo de micrófonos no interrumpe el paso de la pantalla, y debajo de él van el ingreso SD, el micro HDMI, el puerto de audífonos y un puerto USB-C | Fuente: RPP

Adiós al joystick AF. A diferencia de otros modelos de Sony en el mismo rango – como la A7 III – el nuevo sistema AF no requiere el tradicional joystick de enfoque automático de Sony. De hecho, tenemos hasta 7 modos de enfoque listos en la cámara, aunque terminaremos usando los tradicionales. Lamentablemente, el lente 28-60mm F4-5.6 que vino con el equipo no me ayudó mucho a tener objetivos cercanos, pero su trabajo en el foco es fenomenal.

Tenemos un sensor Full Frame en este pequeño cuerpo
Tenemos un sensor Full Frame en este pequeño cuerpo | Fuente: RPP

Sensor completo en tamaño compacto. Es, seguramente, el gran elemento a considerar de este equipo. Para ser un modelo “de entrada” – bueno, si para ti 1 800 dólares es un precio de entrada -, tener este señor CMOS BSI Full Frame de 24MP ayuda mucho a obtener más luz y más información. Ojo que el sensor incluye una estabilización de cinco ejes, y eso se agradece en tomas que requieren más distancia focal o más control de movimientos rápidos.

Este es el lente que viene junto con la cámara cuando compramos el bundle
Este es el lente que viene junto con la cámara cuando compramos el bundle | Fuente: RPP
Tenemos un panel de ajuste para todos los parámetros de la cámara
Tenemos un panel de ajuste para todos los parámetros de la cámara | Fuente: RPP

¿Qué tal las fotos? He puesto esta A7C a prueba junto con otros equipos, pues ha sido la cámara usada para varias reseñas de NIUSGEEK. Como verás, he podido trabajar sin problemas en diferentes condiciones lumínicas con este equipo, y casi todo disparado en AUTO.

1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 1000
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 1000 | Fuente: RPP
1/50 seg f/5.6 60 mm ISO 12800
1/50 seg f/5.6 60 mm ISO 12800 | Fuente: RPP
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 640
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 640 | Fuente: RPP
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 12800
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 12800 | Fuente: RPP
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 4000
1/160 seg f/5.6 60 mm ISO 4000 | Fuente: RPP
1/160 seg f/4 28 mm ISO 3200
1/160 seg f/4 28 mm ISO 3200 | Fuente: RPP
1/160 seg f/4.5 33 mm ISO 1000
1/160 seg f/4.5 33 mm ISO 1000 | Fuente: RPP
1/160 seg f/4.5 30 mm ISO 400
1/160 seg f/4.5 30 mm ISO 400 | Fuente: RPP

La autonomía y los beneficios del puerto C. En este caso, podemos contar con una hora y media aproximada de autonomía, gracias a la batería NPFZ100 incluida. Lo bueno es que podemos añadir un powerbank mediante el puerto USB-C y mantenernos con energía por largas sesiones. No he tenido problemas de recalentamiento en el equipo, aunque ya con resolución 4K a varios minutos, o usando el equipo como webcam por algunas horas incrementaba la temperatura. No a niveles dramáticos, pero sí un poco de temer.

La cámara puede ser un punto de entrada al terreno Sony
La cámara puede ser un punto de entrada al terreno Sony | Fuente: RPP

¿Vale la pena? Es un poco complicado partir con un precio de 1 800 dólares, pero es una buena excusa para pisar “terreno Sony” con lentes intercambiables. Estamos ante un entry level que te va a permitir crecer dentro del sector, pero también tendrás un buen compañero de tamaño cómodo y buena calidad de imagen. Eso sí, busca un lente más amplio en ángulo y añade un prime de gran apertura. El sensor puede ser mejor explotado sin ese lente que viene en la caja. Si buscas tu primer equipo Full Frame para video, es una buena manera de empezar, aunque tengas que lidiar con uno de los peores menús de configuración.

* Equipo cedido a préstamo por Sony Perú desde el 23 de febrero hasta la publicación de la reseña

Sepa más: