Buscar
RPP Noticias
Estás escuchando En vivo
 
00:00 / 00:00
Lima
89.7 FM /730 AM
Arequipa
102.3 FM / 1170 AM
Chiclayo
96.7 FM / 870 AM
Huancayo
97.3 FM / 1140 AM
Trujillo
90.9 FM / 790 AM
Piura
103.3 FM / 920 AM
Cusco
93.3 FM
Cajamarca
100.7 FM / 1130 AM
La informacion mas relevante de la actuaidad al momento
Actualizado hace 0 minutos
Dicho en el Perú
EP36 | San Juan Macías: "Con que tengan a Dios sobra todo lo demás"
EP 36 • 15:28
Reflexiones del evangelio
Jueves 18 de abril | "Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo; el que coma de este pan vivirá para siempre"
EP 606 • 11:51
Espacio Vital
Han descubierto la falsificación del Botox en EEUU. ¿Tiene alguna importancia para el Perú?
EP 359 • 06:24

Reseña del iPhone 15 Pro Max: Apple no necesita demostrarte nada

NIUSGEEK tiene a prueba al iPhone 15 Pro Max de Apple, con chip A17 pro
NIUSGEEK tiene a prueba al iPhone 15 Pro Max de Apple, con chip A17 pro | Fuente: RPP

NIUSGEEK tiene a prueba al iPhone 15 Po Max, reciente lanzamiento de Apple con procesador A17 Pro de 3 nanómetros.

“La tecnología ya no sorprende” es una frase ligera que siempre veo en redes sociales, y muchas veces las perspectivas cerradas asocian el avance de un mercado en expansión con la capacidad de una marca de teléfonosv para “gustarle” a un usuario. Sí, hay gente que limita la enorme cadena de desarrollo de un mercado en constante ebullición a “ya no hay innovación: es el mismo del año pasado”. Apple, empresa que siempre roza los 3 billones en valoración de mercado – millón, millardo y billón es la diferencia (esto se lo explico al que cree que “la tecnología no sorprende” porque necesita que le expliquen todo) entre los montos -, anuncia cada año un modelo que parece generar descontento en este puñado de “especialistas”, ya que no parece romper el molde que, desde el iPhone 11, se pega a la línea de diseño e incrementa especificaciones en procesador y rendimiento. En un mercado descontento ¿vale la pena ir por el iPhone 15 Pro Max? Esta es la opinión de NIUSGEK.

*Soy usuario de un Google Pixel, así que no me digas Apple fanboy

Apple iPhone 15 Pro Max: especificaciones técnicas

APPLE

IPHONE 15 PRO MAX TITANIUM

DIMENSIONES

159.9 x 76.7 x 8.3 mm | 221 gramos

PANTALLA

XDR OLED LPTO 6,7" 1290 x 2796 | 120Hz | hasta 2000 nits | ceramic shield

OS

iOS 17

CPU

Apple A17 Pro (3 nm)

GPU | RAM

Apple GPU (6-core graphics) | 8GB RAM

ALMACENAMIENTO

256, 512GB o 1TB | NVMe | sin expansión microSDXC

CÁMARA PRINCIPAL

48 MP, f/1.8, 24mm, 1/1.28", 1.22µm, dual pixel PDAF, sensor-shift OIS

CÁMARA UGA

12 MP, f/2.2, 13mm, 120˚, 1/2.55", 1.4µm, dual pixel PDAF

CÁMARA TELEFOTO

12 MP, f/2.8, 120mm, 1.12µm, dual pixel PDAF, 3D sensor‑shift OIS, 5x zoom óptico

TOF

TOF 3D LiDAR scanner

CÁMARA SELFIE

12 MP, f/1.9, 23mm, 1/3.6", PDAF, OIS | SL 3D

CONECTIVIDAD

5G | WiFi 6e | BT 5.3 LE | GPS | NFC | UWB 2 | USB-C 3.0 | satélite SOS

MULTIMEDIA

HDR10+ | parlantes estéreo

SEGURIDAD

FaceID | Apple Pay

ATONOMÍA

4441 mAh | 25W cable | 15W MagSafe

Apple iPhone 15 Pro Max: sin novedades en diseño, pero eso no importa

Por años, la estructura física del iPhone se mantuvo sin variaciones drásticas, a diferencia de otras marcas que apelan a líneas estrambóticas ni tiras RGB. Así es el iPhone y hay que aceptarlo, porque otra cosa no podemos hacer en una economía de mercado. Hay, sin embargo, tres factores que sí resultaron de interés durante la presentación del equipo. El primero de ellos tiene que ver con el tan mentado “titanio” en este punto. Si bien a simple lectura podemos creer que todo el equipo es construido usando ese material; lo cierto es que es solo el borde exterior que, en combinación con una subestructura interna de aluminio, resta peso al dispositivo. No es un equipo echo en titanio, es solo la parte externa del marco.

El otro aspecto que resalta es el cambio del slider tradicional al lado izquierdo del panel por un pulsador que, en Android, llamamos “botón de conveniencia”, un integrado personalizable que podemos configurar desde su propio apartado en el menú de configuraciones. El tercero ha sido el más discutible, pero tuvo el suficiente impulso legal para implementarse: el puerto USB-C que reemplaza al sistema Lightning impuesto por Apple hace más de una década. Si bien Héctor Lavoe tenía razón y “nada dura para siempre”, hay que reconocer que era justo y necesario el salto a esta tecnología. Más allá de las presiones europeas para la implementación de un estándar de carga y datos, el hecho de que finalmente se habilite en el teléfono de Apple es una buena noticia por la disponibilidad de un ecosistema enorme de soluciones que ahora pueden usarse con estos productos.

Más allá de eso, tenemos el mismo arreglo de hardware que en el modelo 14 Pro Max que reseñamos el año pasado, aunque con un arreglo de lentes un poco más grande. El acabado de este modelo azul es tremendo, y mantiene la certificación IP68 que ya las versiones previas habían añadido. Al agarre se siente más ligero, pero es un poco más ancho que el promedio de smartphones en Android.

Apple iPhone 15 Pro Max: panel simétrico y potente

Es bueno ver que Apple ha dado un salto natural a los 120 hercios en esta pantalla Super Retina XDR, y que han mejorado la calidad de imagen desde ese punto. Ahora, el brillo máximo de este nuevo modelo es de hasta 2000 nits en condiciones extremas de luz, mejorando la experiencia de visualización en referencia al modelo del año pasado. Nuevamente, es un incremento que la gente asocia a “falta de innovación” por alguna extraña razón.

Nada que objetar a la pantalla en respuesta táctil, sangrado en bordes, simetría en contenido ni otros factores. Aquí tenemos un panel de buena reproducción de colores y fluidez. Además, el hecho de añadir un balance de blancos que empuje la coincidencia de color con el entorno es fabuloso, casi no te das cuenta de que trabaja sin fricciones.

Apple iPhone 15 Pro Max: iOS 17 sigue siendo familiar

El salto a iOS 17 nos deja algunas soluciones que solo se adaptan a dos versiones de iPhone, básicamente. Si bien las demás pueden lograr acceder a varias novedades, la pantalla activa durante la carga – por ejemplo – no llega a modelos por debajo del iPhone 14 Pro.

Ya hemos tenido la chance de repasar las novedades de esta versión, y la convivencia con este equipo ha sido igual de placentera que en otras ediciones. La isla dinámica ha madurado en temas de fluidez y respuesta, y la sincronización de contenidos ha mejorado - ver el avance de mis uploads a Instagram, por ejemplo – consistentemente.

Sin embargo, se le ha dado mucha prensa al tema del “recalentamiento” del iPhone, el mismo que ha sido confirmado por Apple y que ya tendrá una solución de software. Al parecer, algunas apps no estaban optimizadas para la nueva versión, descartando que el chip A17 Pro sea el causante. No lo es, y lo ha dicho Apple.

En temas de seguridad, FaceID trabaja como un puño para todos los procesos, incluyendo a Apple Pay – lamentablemente no pude probarlo porque no le puse mi chip al equipo, debido a que mi unidad de prueba era una con eSIM – y la descarga de apps nuevas. Si hablamos del soporte para actualizaciones, pensemos que el iPhone 8, lanzado en 2017, recibió iOS 16; así que tenemos seis o más actualizaciones aseguradas con este nuevo modelo, algo que Android no iguala en ninguna marca.

Apple iPhone 15 Pro Max: cámaras con mejor proceso, no mejor hardware

Si bien los números nos dicen que tenemos el mismo sensor de 48 MP que el año pasado, aquí añadimos varios recursos frente al 14 Pro Max de 2022. Para empezar, el proceso de imagen cambia en varios aspectos, como el flujo mejorado de Photonic Engine respecto a la generación anterior y un mejor trato al HDR. Lo que sí me ha parecido curioso es que no tenemos un buen trato a las luces intensas, frente a un HDR con mejor balance en sistemas como el del S23 Ultra o los Pixel de nueva generación.

El lente gran angular sigue siendo el punto flojo de esta ecuación en el iPhone, y es momento de pensar en un recambio para la siguiente edición o, al menos, un mejor proceso de imagen. Se siente que se esfuerza por compensar colores en el día, incluso en video, ero de noche sigue siendo el elemento más flojo del arreglo.

El gran añadido de esta versión es el telefoto, que nos da un mejor modo retrato y un equipo que, pro primera vez, dispara a la Luna con resultados más que aceptables. Detalle diferenciado: Apple no usa algoritmos de detección en la cámara, lo que vemos es la óptica pura de la Luna. En lo demás, el alcance de 5x óptico y 25X digital se agradece.

La cámara selfie también gana un poco en procesos posteriores al disparo, añadiendo mejor compatibilidad con distintos tonos de piel. Sin embargo, siento que el resultado sigue siendo un poco agresivo en temas de contraste, pues oscurece un poco más las zonas de mi rostro cercanas al mentón. Puedo ser yo el defectuoso también, pero creo que oscurece mucho la barbilla cuando la luz es cenital.

En video, el equipo anda bien con el aditivo del telefoto en dos puntos concretos: una mejor transición de lentes al momento de grabar – de noche se nota más, pero de día el salo es casi imperceptible -, y el hecho de que ahora podemos grabar en 4K a 60fps con todos los lentes y saltar entre todos ellos sin limitación – salvo el selfie, lo que sería una brutalidad – son lo más llamativo del equipo.

Como aclaré al inicio, uso un Google Pixel y mi convivencia con Android es extensa. La experiencia de estos años me deja una premisa clara y consistente: NO HAY MEJOR TELEFONO QUE EL IPHONE PARA VIDEO. Punto.

Apple iPhone 15 Pro Max: No me digan que no rinde

Desde hace un par de versiones, el GeekBench resulta siendo una herramienta que desnuda la enorme ventaja en proceso del chip de Apple frente a Qualcomm, MediaTek, Samsung, Google y otras marcas que desarrollan chips para teléfono. Hasta este año, el Snapdragon 8 Gen 2 rozaba los 5500 puntos en multi-core, y este A17 Pro roza los 7500. Si bien es una prueba estática, es un indicador claro de la potencia de esta generación de iPhone, sobre todo en la edición Pro.

En temas de conectividad, el modelo a prueba tuvo eSIM y, como expliqué párrafos arriba, decidí probarlo con tethering debido a que no tengo tiempo para ir de manera física a mi operadora DOS VECES EN UNA SEMANA para pasar de físico y regresar del eSIM. Sin embargo, ya con el aprendizaje del modelo 14 pro en 2022, puedo dar fe que esta cosa se conecta a todo. Sólo me queda confiar, y no creo que sea peor que el año pasado. Eso no pasa.

En multimedia, el iPhone 15 Pro Max anda bien en audio – no HiRes, pero va bien con Spatial Audio -, aunque no me gusta el hecho de tener la isla dinámica así de alargada en uno de los bordes. Es una concesión que debemos hacer por un FaceID eficiente, frente a un lente selfie diminuto que reduce varias condiciones de biometría. Y justamente, en temas de seguridad biométrica, el iPhone es un tremendo escollo por vulnerar, quizás el más difícil de la industria móvil. El sonido es macizo desde los parlantes, algo que Apple siempre cuida en este tipo de dispositivos, y sigue siendo uno de los que mejor suena sobre una mesa, junto con el S23 ultra y el Google Pixel.

En cuestión de procesos versus consumo energético, he podido renderizar videos en CapCut o iMovie a una estupenda velocidad, drenando entre uno o dos puntos la batería. Todo controlado con el equipo.

Apple iPhone 15 Pro Max: batería de otro nivel

Es una mejora notable frente a versiones como el 13 Pro, con una duración consistente y, ahora, con carga de hasta 25W con cargador a pared y 15W mediante MagSafe. Durante mi tiempo de uso, llegaba a casa con 40% de energía desconectándome desde las 6 de la mañana, grabando videos y probando el equipo hasta volver a conectarlo a pared a las 10pm. En un par de ocasiones, decidí no cargarlo y el standby fue consistente: entre 3 a 4 puntos de pérdida durante la noche.

Apple ha logrado un punto de equilibrio estupendo con la autonomía del equipo, pero eso – reitero – sin eSIM y solo tethering. Habrá que ver si esto se mantiene con conexión dedicada a redes móviles.

Apple iPhone 15 Pro ¿vale la pena?

Es el punto más alto de Apple en la historia del iPhone, y a muchos eso no les parece suficiente. Lo entiendo, y entiendo también que concluyan esta lectura pensando “Jesusito, no puedes ser más fanboy de Apple”. Soy usuario de Android desde hace 11 años, y el ecosistema de iOS siempre me ha parecido una tierra distinta. Hoy, ambas plataformas han tendido un puente fácilmente transitable, así que no veo problemas en saltar de un ecosistema a otro. Es un gran teléfono, top 3 del año sin problemas. Si te parece poco, no lo compres, no pasa nada. Si te parece el correcto, ve por él. Yo o haría si realmente quisiera cambiar a iOS.

* Equipo cedido a préstamo por Qempo Perú desde el 23 hasta e 30 de setiembre. Precio en el mercado internacional: desde 1199 dólares. Visita la web de Qempo para pedir el tuyo.

Te recomendamos

Soy Editor de Tecnología en RPP Noticias. Conduzco #FamiliaPuntoCom los sábados a las 10:30 de la mañana via RPP Radio. Reseño dispositivos, estoy en contacto con la industria de la innovación, y desarrollo contenido para NIUSGEEK y METADATA, el podcast de tecnología de RPP.

Tags

Lo último en Móviles

Lo más leído

Suscribirte al boletín de tus noticias preferidas

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Buzon
Al suscribirte, aceptas nuestras políticas de privacidad

Contenido promocionado

Taboola
SIGUIENTE NOTA