Ni la cabeza de Instagram está a salvo.
Ni la cabeza de Instagram está a salvo. | Fuente: Instagram / Motherboard

Un estafador logró convencer a Instagram que su principal ejecutivo, Adam Mosseri, estaba muerto.

En setiembre, la cuenta de Mosseri fue bloqueada al convertirse en una cuenta conmemorativa, reservada para personas que murieron.

Instagram confirmó el hecho.
Instagram confirmó el hecho. | Fuente: Motherboard

Motherboard conversó con el estafador que asegura ser el responsable. Según aseguró, la comunidad de personas que utilizan este método para bloquear las cuentas de otros usuarios debe ser exhibida.

¿Cómo lo hizo?

El estafador, que se identificó como Syenrai en un chat, compartió con el medio capturas de pantalla del proceso para engañar a Instagram.

Instagram pide un certificado de muerte, un obituario o un artículo noticioso en línea para convertir una cuenta en conmemorativa. Él envió un obituario falso, que engañó al equipo encargado de las cuentas conmemorativas.

Si bien es cierto que Instagram restableció rápidamente la cuenta de Mosseri, es entendible que los casos de otros usuarios demoren.

Falta rigurosidad

Lo más preocupante es que el estafador asegura, contradiciendo a Instagram, que no hay una verificación rigurosa.

“Tengo un método que es tan simple como encontrar el obituario de una persona que recientemente murió. Luego registro una petición para convertir en conmemorativa la cuenta de la víctima usando el obituario aleatorio que encontré, y toma entre 1 y 2 días”.

Según aseguró a Motherboard, el método funciona un 98% de las veces si el obituario es reciente (de la misma semana).