Hasta finales de junio 2019, hay más de 300,000 usuarios de scooters GRIN en Lima | Fuente: RPP

Una de las primeras preguntas que aparecieron en redes sociales tras el anuncio de las operaciones de Grin y Movo en Lima fue “¿qué pasa si se los roban?”. La respuesta depende de la utilidad del robo: mientras haya un comprador, la venta está asegurada y fomenta el robo. En Ciudad de México, parece haber lugar para el mercado negro, y la empresa transnacional “Grin” ha decidido suspender el servicio de alquiler de scooters durante un tiempo.

En un comunicado, compartido en sus cuentas oficiales de rede sociales, la empresa informa sobre el nivel de robo en su sistema, al punto de poner en riesgo las operaciones. Santiago Jiménez, Gerente General de Grin México, menciona que “el robo de patines en la CDMX representa el mayor reto para la operación de Grin”.

En entrevista con METADATA, podcast de tecnología de NIUSGEEK, el Country Manager Dusko Kelez mencionó que el nivel de robo en Lima no es tan alto como se cree: “es algo que medidnos diariamente, y te sorprendería saber que muchísimos menos de lo que crees. Ha sido una sorpresa a favor nuestro, pues esperábamos más casos de robo. Al final del día, es más la gente que llama diciendo que guarda el scooter en su casa como ayuda para que no se los roben. No es un tema preocupante, tenemos una red de motorizados y transporte de hasta 200 personas, moviendo, cambiando y recuperando los que no están en la zona Grin”.

¿Qué opinas?