Tyrion Lannister (Peter Dinklage) es juzgado por la muerte de Joffrey Baratheon en el episodio "The Laws of God of Men" en "Game of Thrones".

Es difícil encontrar puntos bajos en "Game of Thrones". La adaptación del mundo fantástico creado por George R.R. Martin es de altísimo nivel, no perfecta, pero el trabajo de David Beniof y D. B. Weiss es notable. En el balance final, dejando de lado tramas desperdiciadas -¿alguien dijo Serpientes de Arena?- y las licencias casi obligadas -los viajes cortísimos de la séptima temporada-, la producción de HBO aprueba con creces.

En las últimas semanas muchos han hecho diversos ránkings y listas de episodios, pero pocos se han detenido a pensar en qué temporada de "Game of Thrones" es la que agrupa más momentos épicos o importantes para la trama de la serie. ¿La Boda Roja sostiene por sí sola la temporada 3? ¿La muerte de Ned Stark, aquel momento histórico en la TV en el que supimos que estábamos ante una serie diferente, hace que la temporada 1 sea redonda?

Hay una temporada, no obstante, que empieza con la pierna en alto y no nos da respiro capítulo tras capítulo: la cuarta. Su posición es estratégica, pues vista en perspectiva, resuelve arcos argumentales construidos durante las tres anteriores entregas. No descuida las intrigas con nuevos personajes -lo que pudiste ser, Oberyn- y termina siendo un 'parteaguas' en la historia con la muerte de personajes importantes como Tywin Lannister.

Todo cambia en la cuarta temporada y, a continuación, repasaremos la lista de acontecimientos importantes que, en sus 10 capítulos, sirven como argumentos.

Antes de su muerte, Joffrey Baratheon humilla a su tío Tyrion Lannister en la Boda Púrpura de "Game of Thrones".

LA BODA PÚRPURA

Después de un primer episodio ("Two Swords") que ordena las fichas sobre el tablero después de La Boda Roja (con momentazos como aquel en el que Tywin Lannister funde la espada de acero valirio de Ned Stark para crear otras dos para Jamie Lannister y Joffrey Baratheon; Arya Stark y el Perro estrechando lazos en el camino; Jon Snow sufriendo a su regreso al Castillo Negro tras pasar un tiempo con los salvajes y el regreso de un cambiado Jamie Lannister a Desembarco del Rey) el capítulo 2 pone toda la carne en el asador.

En "The Lion and the Rose" asistimos al primer momento épico de la temporada: la muerte de Joffrey Baratheon. Quizás la primera muerte de la serie que los seguidores de la serie anhelaban. Una secuencia bastante lograda, que tuvo encuentros entre personajes como Jamie y Loras Tyrell; Brienne y Cersei Lannister... además de toda la humillación de Joffrey hacia su tío Tyrion Lannister (Peter Dinklage). Todo preparado para aquel momentazo, al final del episodio, en el que Joffrey es envenenado.

Todos celebramos impactados, por supuesto, menos Tyrion, quien en ese momento es apresado y acusado por asesinar al rey. Recordemos también que este episodio marca la partida de Sansa Stark de Desembarco del Rey, ayudada por ser Dontos (enviado de Meñique).

En este mismo episodio tenemos la escena en la que Ramsay Snow (Ewan Rheon) demuestra a su padre que Theon Greyjoy no es más que su 'Hediondo'. ¿No aguantamos todos la respiración cuando le pidió afeitarlo mientras le revelaba la muerte de Robb Stark?

MEREEN, OBERYN MARTELL Y LOS JURAMENTOS

Los episodios 3, 4 y 5 ("Breaker of Chains", "Oathkeeper" y "First of his Name") nos regalan momentos decisivos para el futuro de la trama de "Game of Thrones". Daenerys conquista Meeren; Jamie Lannister se sigue redimiendo y, mientras ve su relación con Cersei hundiéndose en el remolino de la pasión y el odio/amor hacia Tyrion, entrega su espada a Brienne haciéndole recordar que debe encontrar a las hijas de Catelyn Stark.

Brienne y Podrick parten de Desembarco del Rey (ya sabemos todo lo que se logró con esta dupla después). En la ciudad, Oberyn Martell (Pedro Pascal) se convierte en "aliado" de los Lannister después de haber llegado a punta de amenazas. Su papel será determinante en futuros episodios.

IMPORTANTE: No olvidemos que es en esta tanda de episodios, con la llegada de Sansa Stark (Sophie Turner) y Meñique al Valle de Arryn, que nos enteramos de cómo murió realmente John Arryn, fallecimiento que dio inicio en primer lugar a que Ned Stark, allá por la primera temporada, reciba la propuesta de ser Mano del Rey.

EL SHOW DE TYRION LANNISTER

En "The Laws of Gods and Men" asistimos a otro gran momento de la serie. El juicio de Tyrion Lannister. Peter Dinklage ganó el Emmy a Mejor Actuación gracias a su desempeño en este episodio en el que su personaje es juzgado por la muerte de Joffrey. Uno a uno, diversos personajes mienten utilizando escenas vistas antes en la ficción (la magia autorreferencial de "Game of Thrones" es de lo más maravilloso de la serie) y, ante la injusticia, Jamie Lannister propone a Tywin renunciar a su juramento como protector del rey y convertirse en su heredero. El patriarca Lannister acepta de inmediato, por supuesto: Tyrion seguiría con vida y pasaría el resto de sus días en el Muro.

Sin embargo, Shae. El interés amoroso de Tyrion, quien capítulos antes él había despreciado (a pesar de amarla) para proteger su vida... llegó como testigo a mentir. Y entonces, el momento sin precio llega: Tyrion diciéndole sus verdades en la cara a Tywin, Cersei y la gente presente.

Tyrion Lannister termina exigiendo su segundo juicio por combate, pero nadie quiere luchar por él. Su hermano Jaime no puede (perdió su mano derecha y aún no es suficientemente bueno con la izquierda) y Bronn ha recibido una mejor paga al aceptar casarse con una dama por un castillo.

Un corto diálogo para la posteridad en el episodio "Sinsonte", cuando Tyrion le dice a Jamie que a él nunca podrían hacerle nada. "Podrías matar, podrías acostarte con tu propia hermana..." y es callado por un "sé cuidadoso. Soy el último amigo que te queda" de Jamie. 

En "The Children", el final de temporada, Jamie terminaría ayudando a escapar a Tyrion, provocando a su vez la muerte de su padre Tywin y el exilio del enano junto con Varys.

La Montaña se enfrenta a Oberyn Martell en el episodio "The Mountain and The Viper".

LA MONTAÑA CONTRA LA VÍBORA

Oberyn Martell (Pedro Pascal) termina ofreciéndose como 'campeón' de Tyrion para defenderlo en su juicio por combate. Entonces somos testigos de otra de las peleas que nos tuvo con un nudo en la garganta hasta el final. Oberyn, frente a La Montaña, tuvo la victoria en sus manos, pero su deseo de venganza pudo más y descuidó su guardia.

Perdió la cabeza, literalmente.

Se trató del final de un personaje que, al principio de temporada, llenó de esperanza a muchos.

Ramsay Snow recupera Foso Cailin con la ayuda de 'Hediondo' y es legitimado por Roose Bolton. El nuevo gran villano de la serie ha nacido.

En el Valle de Arryn, Meñique asesina a Lysa y recibe el inesperado apoyo de Sansa Stark. El momento 'dark' de Sansa, que desde entonces inicia una extraña relación con Meñique.

Jon Snow sostiene a una moribunda Ygrette en el clímax de la batalla en Castillo Negro.

LOS GUARDIANES DEL MURO

Al final, pero no menos importante, el episodio 9 de la cuarta temporada estuvo dedicado por completo a la defensa del muro. Miles de salvajes atacan el Castillo Negro mientras cientos de Cuervos intentan defenderlo.

Se trata del clímax de la tirante relación entre Ser Alliser Thorne y Jon Snow. El experimentado caballero, en un momento de la batalla, termina reconociendo que Snow tenía razón, que debieron cerrar el muro.

Un episodio cinematográficamente espectacular, épico por donde se le mire, con momentos como la muerte de Ygrette, el interés amoroso del bastardo de Invernalia. La cobardía de Janos Slynt, la valentía de Samwell Tarly...

La Guardia de la Noche logra defender el Castilo Negro, pero solo ha ganado una batalla. Jon Snow decide marchar al norte e intentar llegar a un acuerdo con Mance Raider. Otra partida que cambiará las cosas en adelante.

Como se puede ver, la cuarta temporada puede ser vista como un punto de inflexión en la historia de "Game of Thrones". Quizás sea la indicada para ver antes del estreno de la entrega final.

¿Qué opinas?