¿Qué es la participación ciudadana? Conoce cinco formas de hacer oír tu voz y contribuir al desarrollo de tu país

Uno de los mecanismos de participación ciudadana que más conocemos es el voto, sin embargo, también existen otras formas de hacer que nuestra voz sea escuchada. En esta nota te contamos cuáles son.

Tener un entendimiento común sobre los problemas que afectan el mundo permite a la ciudadanía proponer soluciones.
Tener un entendimiento común sobre los problemas que afectan el mundo permite a la ciudadanía proponer soluciones. | Fuente: Copyright (c) 2017 Diego G Diaz/Shutterstock. No use without permission.

¿Sabías que como ciudadanos podemos influir y participar en el desarrollo de nuestro país? Al ser parte de una comunidad todos podemos contribuir a mejorar nuestra calidad de vida; ya sea en nuestro propio barrio o formando parte de organizaciones sociales o, incluso, de un partido político. No obstante, según The Economist Intelligence Unit, 2020; la participación ciudadana en Perú es del 5,36%, situándose por debajo del promedio regional latinoamericano que es de 5,42%.

¿Qué es la participación ciudadana?

La participación ciudadana es el conjunto de herramientas que tiene la ciudadanía para incidir en los asuntos públicos del país, buscando que las decisiones de sus autoridades representen sus derechos e intereses. Además, debido a que todas las personas tienen la facultad de expresarse, la participación de la sociedad civil está reconocida como un derecho fundamental por los tratados y pactos internacionales democráticos.

Uno de los mecanismos de participación ciudadana que más conocemos es el sufragio, es decir, el poder elegir a nuestras autoridades a través de nuestro voto. Sin embargo, también existen otras maneras de ser parte de las decisiones sobre políticas públicas y pueden ser:

1. Creando conciencia

De acuerdo con ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, la conciencia social nos da las herramientas para tener un pensamiento crítico sobre el lugar en el que nos desarrollamos y sobre nuestro papel para mejorarlo. Por ello, es importante hablar y conocer los problemas a escala global como la pobreza, la hambruna, la injustica, la desigualdad, los desplazamientos forzosos, la contaminación ambiental, entre otras.

Tener un entendimiento común sobre los problemas que afectan el mundo permite a la ciudadanía trabajar en forma conjunta para conocer otras realidades y proponer soluciones.

2. Vigilancia Ciudadana

Según el Grupo Propuesta Ciudadana, la vigilancia ciudadana es un mecanismo mediante el cual la ciudadanía puede intervenir en la gestión pública para contribuir a que esta sea legal, eficiente y más transparente.

La principal característica de la vigilancia ciudadana es que sus acciones nacen desde la sociedad civil y de manera independiente a las empresas y al Estado. De hecho, una de las maneras de estar al tanto de los asuntos públicos es a través de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información. Gracias a ella, las entidades públicas tienen el deber de contar con portales digitales que difundan, en plazos establecidos, aspectos de su gestión como organización, presupuesto, inversiones, remuneraciones del personal, contrataciones públicas, entre otros. Y cualquier ciudadano puede pedir esta información.

3. Involucrándote con movimientos y organizaciones sociales

En América Latina, los movimientos sociales han sido actores principales en los procesos de cambio más importantes de los países, según Oxfam, confederación internacional formada por organizaciones no gubernamentales. Además, esta forma de participación tiene especial relevancia porque sirve como espacio de expresión para las personas más afectadas por la exclusión y la injusticia.

En su mayoría, estos movimientos sociales nacen para expresar una demanda y están enfocados en alcanzar objetivos de justicia social y luchar por la reducción de las desigualdades. Su contribución es eficaz cuando sus demandas se transforman en propuestas y pasan a formar parte de una agenda pública.

4. A través de las redes sociales

En un mundo cada vez más interconectado, el sentido de “comunidad” ha evolucionado y como parte de este cambio, la virtualidad se ha convertido en un espacio de expresión para los ciudadanos, sobre todo para los más jóvenes.

Al respecto, Unicef señala que la participación política de los jóvenes se ha expandido hacia otras formas como las peticiones e iniciativas para recolectar firmas por internet. De esta manera, las nuevas generaciones se involucran en la política a través de situaciones y problemas concretos, abrazando causas que las convierten en personales y que manifiestan a través de sus redes personales.

5. Creando, participando y protegiendo los espacios de participación ciudadana

Los espacios de participación ciudadana promueven que los miembros de una comunidad desempeñen un papel activo para influir en políticas y decisiones que afectan su vida. Tradicionalmente, estos espacios han sido lugares físicos, pero en los últimos años también se han convertido en digitales.

Ese es el caso de RedPública, un espacio para conectar e impulsar que la población, sobre todo los más jóvenes, armen propuestas y creen en conjunto una agenda ciudadana que incida en la política del país. Así, pueden lograr visibilidad en diversas plataformas; además de acceder a herramientas virtuales, presenciales y acompañamiento técnico.

¿Cómo participar?

Si estás interesado en el tema, identifica una problemática en tu comunidad o una demanda ciudadana a nivel nacional, regional o local. Luego, envía una propuesta que busque solucionar dicho problema a través de alguno de los canales digitales de www.redpublica.pe.

Recuerda que el primer grupo de propuestas se recibirá hasta el 27 de febrero de 2022 para elaborar la primera agenda ciudadana conjunta de cara a las Elecciones Regionales y Municipales, con la finalidad de que esta sea considerada por los candidatos y candidatas.

REDPÚBLICA ES UNA CAMPAÑA DEL PNUD CON EL APOYO DE RPP.