En caso compre productos preparados y no preparados se recomienda pedir boletas separadas, | Fuente: Andina

Los trabajadores podrán deducir un 15% de su consumo en hoteles, bares y restaurantes, para el pago del Impuesto a la Renta del 2019. Entre los restaurantes se incluyen a aquellos que funcionen dentro de los supermercados.

Ahora estos restaurantes deberán entregar boletas electrónicas por la compra de alimentos preparados. Solo se reducirá impuestos por el consumo de estos productos, los productos no preparados no se tienen en cuenta para la deducción, de acuerdo con el tributarista José Verona.

En caso su compra indique ambos tipos de productos (preparados y no preparados) se recomienda pedir boletas separadas, de lo contrario no servirán para la deducción del Impuesto a la Renta.

“Tiene que ser una boleta por la compra de productos diversos, y otra boleta por el consumo de alimentos cocinados, para poder deducir las 3 UIT adicionales para el pago del Impuesto a la Renta”, explicó Verona

Además, el especialista también recomendó facilitar el número de DNI a los restaurantes para que los incluyan en las boletas electrónicas. Si la boleta no tiene tu número de DNI no te permitirán descontar los impuestos.

¿Qué opinas?