Luego de superar una operación que la mantiene alejanda de Combate, la joven empresaria viajó a Huancayo a recibir a Mario Hart y al Team Baigorria quienes compiten en Caminos Del Inca.

“Soy una mujer que no puede estar echada en su cama y no lo pensé dos veces y con muletas he llegado a Huancayo a recibirlos, soy una mujer de temple “, contó Alejandra Baigorria.

Cabe resaltar que ella iba a correr esta edición de los Caminos del Inca pero que tras su accidente sufrido en el programa Combate cedió su puesto de copiloto a su hermano Sergio.