EEUU TRUMP CONTROL DE ARMAS
El presidente de EE. UU., Donald J. Trump, habla junto a la estudiante Carson Abt duarante una reunión con estudiantes y profesores de secundaria, en el comedor estatal de la Casa Blanca, en Washington (EE.UU.). | Fuente: EFE | Fotógrafo: SHAWN THEW

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sugirió este miércoles la posibilidad de que algunos profesores o trabajadores de las escuelas del país puedan portar armas de manera oculta para responder rápidamente si se produce un tiroteo, además de aumentar la edad mínima para comprar legalmente un arma.

"Hay algo que se llama portar armas de forma oculta, y que solo funciona cuando tienes a gente entrenada para ello", dijo Trump. "Los profesores tendrían un permiso especial, y (la escuela) ya no sería una zona libre de armas de la que puedan aprovecharse los maníacos".

Controvertida propuesta

El mandatario opinó que, dado el tiempo que puede tardar la Policía en llegar a una escuela al recibir una alerta de tiroteo, los profesores debidamente entrenados podrían detener estos sucesos "muy rápidamente". También planteó que podría enviarse a las escuelas a "profesionales, que podrían ser marines", y que eso "podría resolver el problema".

"Vamos a examinar esa idea muy en serio, mucha gente va a estar opuesta a ello, y mucha gente va a estar de acuerdo", afirmó el presidente, al reconocer que es algo "controvertido". "Además, vamos a fijarnos en el tema de la edad (mínima) para comprar (un arma) y en el aspecto de salud mental".

Solidaridad con las víctimas

Trump recibió en la Casa Blanca a un grupo de afectados por tiroteos en centros educativos en Estados Unidos, entre ellos seis estudiantes del instituto de Parkland (Florida) donde hace una semana murieron 17 personas en un ataque armado.

Además, el presiente les prometió que va a lograr una solución "muy robusta en el tema de los antecedentes criminales". Escuchó duros testimonios de los supervivientes o familiares de víctimas de varios tiroteos, y su propuesta de armar a los profesores recibió críticas de algunos de los asistentes. (Con información de EFE)

Samuel Zeif (izq.), superviviente del tiroteo de Douglas High School, llora luego de pronunciar un discurso ante Trump.
Samuel Zeif (izq.), superviviente del tiroteo de Douglas High School, llora luego de pronunciar un discurso ante Trump. | Fuente: EFE | Fotógrafo: SHAWN THEW