El 82% de la población peruana usa Internet mediante un teléfono celular según el INEI.
El 82% de la población peruana usa Internet mediante un teléfono celular según el INEI. | Fuente: Difusión

El permanente uso de redes sociales como el Facebook, Whatsapp, Instagram, Twitter o YouTube nos lleva a pensar que dominamos el conocimiento digital. Sin embargo la fácil adaptación a estos programas y a los aparatos digitales, no te convierte en una persona capacitado para manejar herramientas digitales. 

El uso de la tecnología en la educación, economía y el sector empresarial ante la Covid-19 ha puesto en evidencia que no todas las personas dominan las nuevas herramientas tecnológicas o saben de qué manera utilizarlas.

Pero, ¿que impide utilizar correctamente las herramientas digitales? Se dijo siempre que el conocimiento digital es para los jóvenes y no para los adultos mayores. Y eso no es del todo cierto.

Martin Santiañez, Vicerrector académico de la Universidad San Ignacio  de Loyola (USIL), señala que la revolución tecnológica que transforma el planeta fue hecha para todos, sin excepción. Considera que el ser humano es una persona de costumbres y, ante un cambio, siempre es complicado que se adapte a nuevas situaciones, pero tampoco es imposible.

Creo que la pandemia ha acelerado la reducción de la brecha digital, porque todos tenemos que utilizar la tecnología para sobrevivir. La tecnología ha sido diseñada para personas de todas las edades y las personas mayores también van a tener que adaptarse a lo que sucede”, comenta.

Para poner un ejemplo de esto. El 73% de los hogares peruanos tienen acceso al servicio de internet (fijo o móvil) en 2018, según el Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel). Esta cifra ha crecido en 6.5% con respecto a 2016.

Aprendizaje digital para adultos

Sin embargo, el uso de la tecnología digital es un reto para la mayoría de adultas y adultos mayores. ¿Cómo pueden adquirir destrezas digitales estos grupos? 

Pedro Walter Salazar tiene 64 años. Es médico veterinario y vive agradecido al Municipio de Pueblo Libre por sus cursos de alfabetización digital.  “Felizmente en el municipio me enseñaron a usar el Internet y ahora sigo un curso virtual de danzas folclóricas”, comenta. 

Calixta Banda Rivera, de 52 años, es vendedora de abarrotes y dice que su hijo de 20 años la ayudo a utilizar las redes sociales pero aún no puede orientarse con la computadora. “Se me hace difícil y no puedo usar el internet”, comenta.

Aunque los estudios señalan que hay 11.5 millones de internautas en el Perú urbano, según encuesta de Ipsos, hay personas que aún desconocen lo que es una computadora. Y, aunque el 82% de la población peruana usa Internet mediante un teléfono celular, según el  Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), hay personas que aún desconocen que es un podcast y se sorprenden cuando les dicen que hay otras opciones de mensajería digital instantánea además de WhatsApp.

Carlos Pacahuala, profesor de filosofía del colegio Nuestra Señora de Cocharcas, afirma que en el colegio donde trabaja los maestros — sin ser adultos mayores — tienen dificultades para usar la tecnología. “Maestros entre 35 a 45 años piden ayuda tecnológica cuando se ven en apuros. Algunos de sus alumnos saben más que ellos”, comenta.

Raúl Caroy especialista en cómputo y profesor en el colegio Nuestra Señora de Guadalupe, afirma que de los 130 profesores con los que trabaja (la mayoría adultos), la mitad de ellos piden ayuda al utilizar la tecnología digital. “Hay una capacitación inadecuada. No tuvieron formación en tecnología digital y si la recibieron no le dieron importancia. Lo poco que saben lo aprendieron por necesidad. Que un adulto tenga más dificultad que un joven no es por ser adulto. Se debe a su deficiente capacitación. Otra dificultad es que los adultos se conforman con manipular un teléfono o ingresar a Internet  y creen que eso es  suficiente”, señala. 

El mundo digital es un universo de grandes oportunidades, para conocerlo no es suficiente saber utilizar aparatos digitales. Se requiere de una adecuada orientación e información. El mundo cambio y no habrá retorno al pasado.