La distancia física recomendada entre persona y persona es de un metro.
La distancia física recomendada entre persona y persona es de un metro. | Fuente: Andina

Diversos espacios comienzan a abrir sus puertas y cada día regresan más personas a circular en las calles. Sin embargo, la Covid-19 todavía no desaparece y mientras más personas estén afuera, mayor es la posibilidad de contagio.

Es por eso que las formas de prevención son, en estos momentos, más importantes. El distanciamiento social es fundamental para frenar el contagio del nuevo coronavirus. Limitar el contacto frente a frente con otras personas es la mejor forma de reducir la propagación.

Este distanciamiento social es diferente a la cuarentena y al autoaislamiento. El distanciamiento social significa mantener un espacio entre las personas cuando están fuera de casa. Lo recomendado es mantener al menos 1 metro de distancia entre persona y persona.

La razón de este método preventivo es porque cuando alguien con una enfermedad respiratoria, como la Covid-19, tose o estornuda, proyecta pequeñas gotículas que contienen el virus. Si no hay distanciamiento, la persona no infectada puede inhalar el virus y enfermarse.

Es importante mantener el distanciamiento con cualquier persona, no solamente si esa persona tiene los síntomas, ya que las personas pueden propagar el virus antes de saber que están enfermas.

Esta es la razón por la que se han suspendido eventos públicos donde no se puede controlar el distanciamiento físico. Sin embargo, existen algunos espacios donde es difícil mantener el distanciamiento social, como por ejemplo el transporte público, los mercados, los bancos, etc. De todas formas, es indispensable tratar de lograr el máximo distanciamiento posible.

Por otro lado, el distanciamiento debe ir acompañado del uso correcto de la mascarilla, es decir tapando nariz y boca, y del lavado continuo de manos por 20 segundos. Debido a que no existe una vacuna para la Covid-19, todas las formas de prevención son la mejor herramienta para prevenir el contagio de dicha enfermedad.